-

-

-

Alberto fue a buscar a un pálido Macri que no tuvo reacción en un debate que los tuvo como protagonistas excluyentes

13 de octubre de 2019

Preciso el candidato del Frente de Todos golpeó con solidez a un Presidente que no supo como responder ni salir del libreto que sostiene en campaña.

Los seis candidatos presidenciales que buscarán llegar a la Casa Rosada participaron este domingo del primer debate presidencial obligatorio dispuesto a partir de la sanción de la ley 27.337 en 2016. El presidente Mauricio Macri, que aspira a la reeleción y los otros candidatos, Alberto Fernández, Roberto Lavagna, José Luis Espert, Juan José Gómez Centurión y Nicolás del Caño expusieron sus ideas a lo largo de poco más de dos horas sobre cuatro ejes temáticos: Relaciones Internacionales, Economía y Finanzas, Derechos Humanos, Diversidad y Género y Educación y Salud.

Se sabía que el esquema definido para el debate clausuraba precisamente la posibilidad de debate real. A pesar de ello un Fernández decidido desde el inicio a golpear a su principal contendiente obligó a Macri a intentar responder golpe por golpe y en ese camino, en ese intentó por conectar un golpe salvador que jamás llegó terminó cometiendo la gaffe de la noche al lanzar una incomprensible chicana: "Quizás (Axel) Kicillof dé narcocapacitación en la Provincia".

macri narcocapacitación

Sólido el candidato del Frente de Todos interpeló en reiteradas oportunidades a un pálido Macri que no supo como responder en ningún momento. Es que el lugar que ocupó el mandatario este domingo difirió mucho del que tuvo cuatro años atrás cuando, cómodo, lanzó una batería de promesas que luego incumplió punto por punto. Ahora, sin espacio para prometer nada más, ni nada para mostrar luego de cuatro años de gestión, Macri no pudo despegarse del pobre discurso de campaña de Juntos por el Cambio que apenas apela a pedir un nuevo voto de confianza sobre el supuesto nuevo y venturoso futuro que nos espera a los argentinos.

Por eso en sus palabras iniciales Macri se limitó a pedir más tiempo. Para justificar su pedido puso como ejemplo la ciudad de Buenos Aires, gobernada desde 2007 por el macrismo. "Hemos resuelto problemas que arrastrábamos hacía décadas, hay otros que no resolvimos, y estoy acá para que sigamos trabajando juntos y logremos estos cambios que faltan. En la Ciudad logramos lo que parecía imposible con más tiempo", dijo Macri.

Alberto en tanto disparó con munición gruesa desde el primer minuto. "Hace cuatro años hubo otro debate. Alguien mintió mucho y otro dijo la verdad. El que mintió es el Presidente y el que dijo la verdad está sentado ahí en primera fila (dijo en relación a Daniel Scioli). Yo vengo a decirles la verdad", disparó.

Alberto Fernández presentación Debate 2019

Como se esperaba, más temprano que tarde Macri y Fernández concentraron el protagonismo del debate. Todas las interpelaciones de los candidatos estaban destinadas a alguno de ellos dos y en algún caso incluso a los dos al mismo tiempo. Un Lavagna muy desdibujado, un Gómez Centurión y un Espert tallando sin anestesia en la derecha más rancia y un Del Caño que no supo hablarle más que a su propia militancia ratificaron la polarización del escenario político argentino.

Ya sobre el cierre un Macri vapuleado por izquierda y derecha intentó apelar una vez más a la estrategia que le permitió alguna vez crecer: azuzar el fantasma del kirchnerismo. "Lamentablemente hemos visto que volvió el dedito acusador. El kirchnerismo no cambió. Por más que se oculte, es lo mismo. Sabemos que tenemos problemas pero traer los problemas del pasado no nos va a ayudar".

Carente de ideas Macri retomó la campaña del miedo que sin embargo ningún rédito le dio en las PASO. Fernández por su parte basó su presentación en "mostrarle" la realidad a un Presidente que parece desconectada de ella. "Entérese presidente" le dijo en cada una de sus intervenciones asestando así un doble golpe: lanzaba la crudeza de un dato de la realidad al tiempo que desarmaba el discurso de Macri. Es que el mandatario intentó instalar desde el inicio del debate una idea: "si lo hicimos en la Ciudad como no lo vamos a poder hacer con más tiempo en el país", pero a cada "entérese Presidente" Alberto echaba por tierra esa idea porque ¿cómo resolver un problema cuando ni siquera se sabe que existe?

Temas