-

Investigan un supuesto centro de tortura en una estación de subte de Santiago de Chile

23 de octubre de 2019

Desde el instituto chileno para los Derechos Humanos revelaron la denuncia de un hombre que fue retenido y atacado en el metro durante una noche.

El Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) de Chile informó este miércoles que se está investigando la denuncia de un hombre que habría sido torturado en una estación del subte de Santiago durante la noche del martes.

La denuncia fue radicada el miércoles por la madrugada por un joven de nombre Nicolás L. S., que relató que estuvo detenido en la estación Baquedano del subte, donde Carabineros habían instalado un centro de tortura, informó el sitio Cooperativa.

Como él habría otras 19 denuncias por excesos cometidos por carabineros, reveló Sergio Micco, director del INDH.

"Hay ocho querellas, que hoy aumentaron a 20. Yo creo que en las próximas horas van a aumentar. Hay un recurso de amparo constitucional porque en una comisaría los tratos inhumanos, crueles y degradantes eran inaceptables", expresó Micco.

Embed

Por eso Micco acudió este miércoles a la madrugada a la estación Baquedano junto con el juez Felipe Urrutia, del Séptimo Juzgado de Garantía, y con efectivos de la Policía de Investigaciones (PDI) para constatar los testimonios recibidos.

Nicolás L. S. afirmó que fue golpeado con toallas mojadas y que sufrió luxaciones, pero además habría presenciado las torturas y vejaciones a otros detenidos.

El joven fue liberado y luego atendido por personal de la Cruz Roja antes de ser trasladado a un centro médico. Allí lo trataron, entre otras cosas, por estrés post traumático, según contó su hermana.

Hasta el momento la INDH sólo dejó en claro que la investigación seguirá su cruso y que "la labor de determinar si hubo o no delito es del Ministerio Público", es decir, de la fiscalía de turno.

Embed

Por su parte, el jefe de bancada del Partido Socialista (PS), Manuel Monsalve, señaló que "las detenciones ilegales y las torturas ocurren en dictadura, no en democracia".

"El Presidente y el Ministro del Interior tienen que hacerse responsables de aclarar estos hechos ante el país y garantizar a los chilenos que el estado de excepción no implica violación a los derechos humanos", sentenció el legislador.

Temas