-

"Me terminó pasando lo de 'You'": Una periodista denunció que es víctima de acoso cibernético

02 de enero de 2020

Hace tres meses que una persona que nunca vio en su vida, y que ni siquiera vive en la misma ciudad que ella, la tiene de punto y hasta empezó a asediar a su familia.

Hace tres meses que la periodista Jael Ariadna Díaz Runza sufre el acoso de una persona que no conoce, que nunca formó parte de su vida y con la que jamás tuvo relación. Este jueves lo contó a través de Twitter y la represalia fue una serie de publicaciones desde su perfil de Facebook, que fue hackeado.

"Estoy enojada, estoy angustiada. Son una serie de cosas, de meses de bancar todo esto. Con el hackeo de ayer y a partir del hilo en Twitter empezaron a publicar conversaciones en mi Facebook así que estoy un poquito fastidiada", expresó Jael a minutouno.com.

La periodista aclaró que las publicaciones que tienen en vilo a su familia son falsas, y que lo poco que hay de verdad en ellas está tergiversado.

"Cuando vi la serie 'You' me pareció una estupidez. Me parecía inverosímil que alguien llegara a esos niveles de obsesión. Pero me terminó pasando", arrancó su hilo de Twitter, que se convirtió en viral y le dio pie a otros usuarios a contarle que también conocen a la persona que la acosa a diario.

Embed

La periodista hizo una denuncia en una comisaría de la Ciudad pero cuando fue a ampliar su declaración -tras la llegada de nuevos mensajes de acoso- le informaron que el caso había sido trasladado a la Fiscalía en lo Correccional y Criminal.

Después de boyar en los pasillos del edificio judicial, y de intentar hacer una segunda denuncia, ahora en la fiscalía, Jael logró que le dijeran con sinceridad brutal que su denuncia "no va a prosperar porque como no es nada grave nadie se va a poner a pedir datos a Facebook ni a Twitter de esto que te está llegando".

"Sé quién es la persona. Tengo nombre y apellido, tengo el DNI, tengo el teléfono porque ayer a la noche me escribió desde su celular particular, con su foto de perfil", explicó.

La persona en cuestión resultó ser una mujer que salió con el ex novio de Jael. La relación de la periodista y el hombre terminó en octubre de 2018, y la ruptura se manejó "como adultos, sin cosas raras", pero un año más tarde comenzó el acoso.

La acosadora se hizo pasar por una compañía de sushi, una peluquera o la posible compradora de una máquina de coser que Jael intentó vender en Facebook. Todas las conversaciones empezaron con temas diversos pero se redujeron a agresiones o acusaciones de haberle contagiado enfermedades de transmisión sexual (y endometriosis, que es un síndrome).

mensaje.jpg

El acoso llegó hasta a la familia de Jael a través de las redes sociales, con la particularidad de que el padre de la periodista fue excluido del hogar familiar por dos denuncias de violencia de género, con lo cual el ecosistema del clan ya es lo suficientemente delicado como para intervenirlo.

"A raíz de lo que publico empiezo a recibir mensajes de 'yo a esta loca la conozco' y 'esta loca le hizo lo mismo a mi ex'. Le mandé a mi ex todas la scapturas de pantallas que recibí y le dije 'ocupate de que esto se termine'".

El hombre ya no sale con la acosadora, pero los ataques no cesaron. Lo que es más, él pasó a ser víctima: "También lo hostiga, publica su apellido, fotos de él y dice que le pagó un montón de cosas. Él desapareció de las redes sociales porque ella lo escrachaba sistemáticamente", reveló Jael.

La foto de perfil de Whatsapp le confirmó a Jael la identidad de su acosadora, pero la sensación que domina su relato es la desazón: "Sé que la mamá es Secretaria de un juzgado y que el tío es camarista, entonces es la típica pariente de abogado que se siente intocable", señaló.

"Quedé profundamente desalentada porque no tuve respuesta de la Justicia", sentenció Jael.

Por ahora la periodista sólo tiene en su poder la difusión de lo que le están haciendo pasar: "Tengo a una persona que está cometiendo una locura atrás de la otra, que tiene un encono particular conmigo y yo a ella no la conozco. No vivimos ni siquiera en la misma ciudad: ella es de Santa Fe y yo soy de Capital Federal", denunció.

Temas