Las redes sociales se revolucionaron a partir de un video viral que se difundió en las últimas horas donde se explicaba con detalles cómo un usuario de Instagram podía cambiarle el nombre a otro usuario sin tener su contraseña. La técnica era falsa y engañó a más de uno, dejándolos en ridículo frente a todos sus seguidores.