-

-

-

Empresarios que están en la lista de fugadores cobraron el ATP y quieren despedir

Por: Andrés Lerner
05 de junio de 2020

Néstor y Gustavo Ick fugaron entre los dos 42 millones de dólares. El Estado pagó los salarios de sus empresas para que no echen trabajadores

Los nombres de Néstor y Gustavo Ick pueden sonar desconocidos a gran parte de los argentinos, pero son integrantes de una familia que ha sabido apoderarse de una inmensa y variada cartera de negocios en Santiago del Estero que los posiciona como virtuales "dueños de la provincia".

Casinos, medios de comunicación, bancos, tarjetas de crédito, entidades que comercializan seguros, distribución energética y los hoteles más lujosos del distrito están bajo su conducción y acrecentaron su fortuna durante los últimos años.

Según la lista que publicó El cohete a la luna esta semana, los dos hombres de negocios aparecen entre los primeros fugadores de divisas durante el gobierno de Mauricio Macri. Néstor Ick habría fugado veintitrés millones de dólares y Gustavo diecinueve.

imagen.png
Gustavo Ick con Mauricio Macri

Gustavo Ick con Mauricio Macri

Antes de la difusión de los datos que recopiló el Banco Central de la República Argentina, los empresarios santiagueños obtuvieron el programa ATP, por el cual el Estado abona el 50% de los sueldos para varias de sus unidades de negocios.

Pero a pesar del apoyo recibido decidieron avanzar en los últimos meses con el pago parcial del salario, abonando solo el 75% para los trabajadores que pertenecen al sector hotelero.

En las últimas horas la patronal realizó una nueva embestida contra sus empleados y cursó el despido de 120 trabajadores. Con la excusa de la cuarentena hicieron correr el rumor de que los hoteles Coventry y Casino Carlos V quebrarían y ofrecieron retiros voluntarios a toda su plantilla.

El objetivo de esta maniobra es pagar solo la mitad de lo que correspondería en concepto de indemnización. Un representante legal de los trabajadores contó a este medio que se trata de personas que prestan servicios hace más de diez años y que están siendo presionadas, con la complicidad del sindicato, para firmar arreglos inconvenientes.

Entre las últimas irregularidades que minutouno.com pudo averiguar, se encuentra una cláusula que incluye el descuento directo de parte del pago para saldar deudas que los despedidos sostienen con las entidades financieras que pertenecen al mismo grupo empresario, el incumplimiento en los salarios correspondientes a mayo junto con el proporcional del aguinaldo y la división en dos cuotas de la liquidación final.