12 de junio de 2020

Según Time, Argentina "es el caso más sorpresivo de la lista" por su economía, pero "sus números se ven mucho mejor que los de sus vecinos" en la pandemia.

Argentina enfrentaba un 2020 cargado de desafíos incluso antes de que se declarara una pandemia por la aparición de un nuevo coronavirus. A casi tres meses de iniciado el aislamiento social preventivo y obligatorio, la revista Time señaló que el país tiene un buen manejo de la crisis sanitaria e igualó la respuesta del Gobierno a la de Grecia, Taiwán, Singapur, Nueva Zelanda y Australia.

imagen.png

De hecho, Argentina figura junto a Grecia en la categoría "Venciendo expectativas: un buen arranque, pero con desafíos por delante" del conteo confeccionado por el profesor de la Universidad de Columbia Ian Bremmer, dueño de la consultora Eurasia Group, que publicó su análisis en el número más reciente de Time.

Para Bremmer, Argentina "es el caso más sorpresivo de la lista considerando que el país disparó su noveno default financiero" ante el reordenamiento de prioridades en materia económica. El autor hizo notar que el país tuvo su primera muerte por Covid-19 el 7 de marzo pasado y que a partir del 20 se aplicaron "estrictas medidas de distanciamiento social" por las que "sus números se ven mucho mejor que los de sus vecinos".

En el aspecto político de la pandemia, Bremmer señaló que "el manejo de la respuesta al coronavirus de la nueva administración de Alberto Fernández (quien tiene una aprobación del 83%) le dieron un impulso a los ratings de aprobación" y aseguró que él y su vicepresidenta, Cristina Kirchner, "son peronistas que suscriben a políticas más de izquierda, y fieles a sus raíces ideológicas ofrecieron a los trabajadores con bajos salarios una suma de 10.000 pesos para ayudarlos a atravesar la crisis".

"Pero mientras su voluntad de gastar en estímulos domésticos puede estar, la realidad de las finanzas de su gobierno y la amenaza de los pagos a acreedores externos los restringe de manera considerable", analizó Bremmer, porque "el paquete de estímulo equivale al 4,9% del Producto Bruto Interno, lo que, sumado a la expansión monetaria, puede llevar al infierno inflacionario".

"Mientras tanto, nuevos casos en Buenos Aires están en alza, y hay un creciente cuestionamiento a la cuarentena estricta (las restricciones fueron aliviadas en el resto del país)", indicó Bremmer, quien tomó los datos de Argentina hasta el 10 de junio, cuando había 24.761 casos y 717 muertes por coronavirus Covid-19. Hasta este viernes la cifra asciende a 27.373 diagnósticos positivos y 772 fallecidos.

"De todas formas, su deseo de cuidar a su gente y la decisión de desviar recursos del pago de la deuda para hacerlo -incluso bajo el riesgo de un amenazante colapso financiero- fue la mejor elección entre malas alternativas", finalizó.

Temas