-

-

China: arrestaron a una periodista que cubrió el brote en Wuhan

23 de junio de 2020

El padre de la mujer informó que fue detenida tras publicar un artículo crítico del manejo gubernamental de la crisis del coronavirus en Wuhan, centro de China.

La familia de Zhang Zhan, una abogada devenida en periodista ciudadana que reportó el desarrollo del brote de coronavirus en Wuhan en febrero de 2020, anunció este martes que la mujer fue detenida en el distrito de Pudong en Shanghai, en la costa central de China.

Zhang Zhan, de 37 años, quedó detenida por "buscar pelea y provocar problemas", un cargo poco preciso que es esgrimido por las autoridades chinas en general cuando se detiene a disidentes, informó el sitio South China Morning Post.

"Estoy muy preocupado por su salud y las condiciones de detención, y su madre está desconsolada", dijo al diario por teléfono el padre de Zhang, de 63 años, quien prefirió no relevar su nombre.

"No tenemos conexiones ni dinero para sacarla, estamos en una situación completamente impotente", agregó el hombre.

La abogada de Shanghai viajó a Wuhan en febrero de 2020 para reportar el avance del brote de coronavirus que luego se convirtió en la pandemia de Covid-19 que todavía tiene en vilo a cientos de países.

Como parte de su cobertura en calidad de "periodista ciudadana", Zhang publicó un artículo crítico del manejo de las autoridades durante las primeras semanas de la crisis sanitaria, puso en duda los datos y las cifras del Gobierno, e hizo transmisiones en vivo a través de Twitter y YouTube cuando ambas redes sociales está prohibidas en China.

Zhang no es la única periodista ciudadana (término referido a personas que reportan eventos desde sus plataformas de redes sociales ante la ausencia de prensa opositora en China) que desapareció o quedó detenida durante o después del brote de coronavirus en Wuhan: también ocurrió con el abogado Chen Qiushi y con el bloguero Fang Bin, que siguen desaparecidos.

Otro periodista ciudadano, Li Zehua, también conocido como "Kcriss Li", estuvo desaparecido pero remergió en abril para revelar que estuvo en cuarentena en un centro de aislamiento de Wuhan.

Los periodistas ciudadanos no tienen protección legal en China y son tratados como "provocadores de problemas" por las autoridades porque son autodidactas y usan plataformas prohibidas por el Gobierno.

"También son vistos como marginados sociales sin nada mejor que hacer a los ojos del público: casi nadie hoy vinculará estos casos a cuestiones como la libertad de expresión", explicó Zhan Jiang, profesor retirado de periodismo y comunicación en la Universidad de Estudios Extranjeros de Beijing.

Temas