-

-

Confirman que una huella en la cara de Fernando Báez Sosa es de la zapatilla de Máximo Thomsen

17 de julio de 2020

Las últimas pericias realizadas confirmaron que las huellas en el rostro del joven asesinado a piñas y patadas en Villa Gesell pertenecen a la zapatilla de uno de los ocho rugbiers detenidos por el crimen.

De acuerdo al resultado de las pericias scopométricas realizadas en el laboratorio de la Policía Federal Argentina de Mar del Plata, una de las dos improntas detectadas en el rostro del joven asesinado corresponde a una zapatilla "Cyclone", que a su vez coincide con las huellas de pie tomadas al rugbier Thomsen, detallaron los voceros.

Fernando Báez Sosa.jpg
Crimen de Fernando Báez Sosa: el joven de 18 años fue asesinado en Villa Gesell a la salida del boliche Le Brique el 18 de enero de 2020

Crimen de Fernando Báez Sosa: el joven de 18 años fue asesinado en Villa Gesell a la salida del boliche Le Brique el 18 de enero de 2020

El estudio realizado por el Laboratorio Scopométrico de la Policía Federal en Mar del Plata tomó seis meses. La técnica incluye comparaciones fotográficas, lecturas de ondas de luz mediante un videoespectrómetro y el uso de tinta litrográfica.

rugbiers crimen fernando baez sosa
Crimen de Fernando Báez Sosa: peritan las zapatillas de los rugbiers

Crimen de Fernando Báez Sosa: peritan las zapatillas de los rugbiers

La zapatilla de Thomsen no solo se distinguía en los videos del momento del crimen de Fernando Báez Sosa, sino también que fue encontrada en los allanamientos realizados al día siguiente por la DDI de Villa Gesell, aun con sangre en la punta.

En el cuerpo de Fernando Báez también se encontró la impresión de otro calzado, aunque nos investigadores indicaron que por su tamaño no brindaba suficiente información para ser relacionadas a una zapatilla o pie, detalló Infobae.

Thomsen se encuentra detenido con prisión preventiva en la Alcaldía N°3 de La Plata junto a los otros ocho rugbiers. Todos están acusados de homicidio agravado por alevosía por el crimen de Fernando Báez Sosa. Según el Código, la causa – en manos de la fiscal Verónica Zamboni - tiene un plazo máximo de diez meses para ser elevada a juico.

Temas