-

-

La hija del jubilado que mató a un ladrón en Quilmes: "Tenemos fe en la Justicia"

21 de julio de 2020

Gabriela Ríos dijo que su familia fue amenazada por los amigos del delincuente asesinado. Su padre recibió la prisión domiciliaria y se recupera de los golpes.

La hija de Jorge Ríos, el jubilado de 71 años que deberá cumplir prisión domiciliaria por haber matado a un ladrón que entró a robar a su casa de Quilmes, comentó que “su familia vive con miedoporque reciben amenazas constantes de los amigos del delincuente muerto.

"Mi papá recién se está compensando, es un tipo fuerte y valiente. "Un tipo que laburó toda la vida; un padre ejemplar y un vecino ejemplar. Cinco nietos. Mi madre enfermera toda la vida", dijo Gabriela Ríos en diálogo con C5N.

Embed

La Justicia determinó que Jorge Ríos, acusado de "homicidio simple agravado por el uso de arma de fuego", deberá cumplir arresto domiciliario en la casa de un familiar. La medida se dispuso luego de que se comprobara que el jubilado tiene graves problemas de salud. "Tiene problema cardiovascular y otras patologías. La principal ocupación de nuestra familia es la salud de mi papá", dijo Gabriela.

La hija de Ríos reconoció además que la inseguridad no es un problema nuevo en el municipio de Quilmes, pero aseguró que “en este último tiempo se disparó de forma exponencial”. “No voy a hablar mal de la Policía porque falta personal, recursos, los móviles están sin nafta, y trabajan como pueden, pero Quilmes se está prendiendo fuego”.

Sin embargo, se mostró conmovida porque ya no podrá volver a la casa familiar por temor a las amenazas recibidas en los últimos días. "Es injusto lo que pasa, de un día para otro tenemos que despedirnos de la casa donde nos criamos", se lamentó.

Y agregó: “Dejamos todo en manos de los abogados y tenemos fe en la Justicia. Lo único que queremos como familia es el bienestar de mi papá”.

El hecho ocurrió el viernes pasado cerca de las 5, cuando los ladrones ingresaron a robar a la vivienda de Ríos, ubicada Ayolas al 2700, en Quilmes Oeste.

Jubilado Quilmes Jorge Ríos.jpeg

El jubilado fue sorprendido mientras dormía y fue golpeado e intimidado por los asaltantes con un destornillador mientras le exigían dinero, y en ese momento extrajo una pistola Bersa Thunder calibre 9 milímetros de su propiedad y les efectuó al menos seis disparos que los hizo huir de inmediato.

En las imágenes de las cámaras de seguridad se ve a uno de los ladrones, de 26 años, forcejeó con Ríos cuando el hombre se dirigió hacia él portando el arma de fuego hasta que en un momento dejó de moverse, por lo que los investigadores creen que ese fue el momento en que le disparó en el tórax.

Temas