Un estudio demostró que las mascaras protectoras no ayudan a detener la propagación del coronavirus

25 de septiembre de 2020

Comprobaron que no impiden la salida del 100% de las gotas aerotransportadas del virus. Recomendaron llevar las caretas plásticas solo al aire libre o en habitaciones con buena ventilación.

Una investigación llevada a cabo por el centro japones Riken determinó que las caretas protectoras son ineficaces por sí solas para detener la propagación del coronavirus. Los especialistas utilizaron la computadora Fugaku, considerada la más rápida en el mundo.

Makoto Tsubokura, quien encabezó el estudio, señaló que crearon una simulación de un flujo de aire, que contenía gotas de diferentes tamaños: desde un micrómetro hasta varios cientos de micrómetros, según informó The Guardian.

Los resultados mostraron que casi el 100% de las gotas aerotransportadas de un tamaño menor a 5 micrómetros lograron salir, a pesar del uso de la careta. Además, este medio de protección no detuvo la propagación de aproximadamente un 50% de las gotas de 50 micrómetros durante el experimento.

Tsubokura declaró que la eficacia de las caretas protectoras para prevenir la propagación de gotas "de la boca de una persona infectada es limitada, en comparación con mascarillas". Es especialmente ineficaz para gotas pequeñas "de menos de 20 micrómetros", afirmó, añadiendo que estos medios de protección "funcionan para [prevenir la propagación de las gotas mayores de 50 micrómetros".

En esa línea, recomendó a las personas llevar las caretas plásticas solo al aire libre o en habitaciones con buena ventilación.

Temas