-

-

Fuerte crecimiento en la utilización de dinero electrónico desde el inicio de la cuarentena

29 de octubre de 2020

La pandemia y las consecuentes restricciones motorizaron el uso de canales electrónicos para la realización de transacciones comerciales y financieras.

La utilización del dinero electrónico en la Argentina alcanzó en septiembre último un récord de 37,7 millones de usuarios; esto es un 18,1% más que al inicio de la cuarentena a raíz de la pandemia.

De acuerdo a un informe de Uso de Dinero Electrónico de la Red Link, desde el inicio de la cuarentena el 20 de marzo, la cantidad de usuarios de canales electrónicos creció 17,7% para los cajeros automáticos, 12,7% para homebanking, 28,4% para home banking desde el celular y 97,7% para el uso de Valepei, la billetera electrónica de esa red.

En total, se llevaron a cabo en septiembre 532 millones de transacciones, sea por medio del teléfono celular, la computadora u otros dispositivos electrónicos o cajeros automáticos.

Esa cifra representó un aumento del 27% respecto del mismo mes de 2019 y de casi 51% en comparación con el promedio de 40 meses hasta marzo de 2020.

El informe destaca que los usuarios de home banking se estabilizaron en torno al máximo de la serie, con poco más de 2,6 millones y más de 228 millones de transacciones al mes, lo que representó 31,2% más que el promedio histórico de los 40 meses previos.

El aumento de la bancarización también se advirtió en el uso de tarjetas de débito activas, que subió 2,5% en el mes y 22% respecto del promedio histórico hasta marzo.

Mientras tanto, las tarjetas que estaban inactivas se redujeron 3,4% en septiembre y 0,5% en comparación con la media de los 40 meses previo a la cuarentena, a 8,2 millones.

No obstante, aunque no hay por el momento datos oficiales al respecto, el informe solo toma en cuenta lo ocurrido con la Red Link por lo que se presume que los porcentajes y las cifras son superiores a las informadas.

A raíz de la pandemia, el uso del dinero electrónico se multiplicó enormemente, incluso por la utilización de medios de pago como Mercado Pago y tarjetas precargables como Ualá y Naranja X, entre muchas otras.