-

-

Provincia prorrogó otra vez el plazo para renegociar su deuda en dólares

09 de noviembre de 2020

El Gobierno de la provincia de Buenos Aires volvió a extender la fecha límite para un acuerdo por la deuda de US$ 7.148 millones que mantiene con bonistas.

El Gobierno de la provincia de Buenos Aires extendió hasta el 4 de diciembre la fecha límite para renegociar su deuda por US$ 7.148 millones con bonistas, en lo que fue la novena prórroga para redefinir el repago de casi el 70% de la suma.

La extensión del plazo se fijó "luego de conocerse que el comité de bonistas ha reemplazado a las firmas que los asesoran en materia legal y financiera", informó este lunes el Ministerio de Hacienda y Finanzas provincial que conduce Pablo López en un comunicado.

De acuerdo al plan presentado en abril de 2020 por el Gobierno que encabeza Axel Kicillof, la provincia cambiaría los 23 bonos en moneda extranjera por nuevos títulos con un período de gracia de tres años, un recorte del 55% de interés y del 7% en el capital, y una vida promedio de 13 años.

"Buenos Aires convoca a los acreedores que aún no han aceptado la propuesta y a sus asesores a retomar las conversaciones de buena fe que permitan arribar a una solución constructiva al problema de insostenibilidad de la deuda con privados bajo legislación extranjera", se lee en el comunicado oficial.

Desde el Ministerio de Hacienda y Finanzas bonaerense afirmaron que existe "voluntad de la Provincia de enmendar la oferta formal ya realizada, siempre procurando que la deuda resultante sea sostenible en el mediano y largo plazo".

El objetivo es ahorrar alrededor de US$ 5.000 millones hasta 2030 y evitar tener que hacer frente al esquema actual por el que la Provincia tendrá que devolver cerca del 80% del total adeudado a acreedores externos en los próximos cuatro años.

El resultado de la reestructuración de la deuda bonaerense será clave para orientar los procesos de otras diez provincias, que pretenden canjear unos US$ 5.550 millones en compromisos con acreedores privados.

Por ahora sólo Mendoza reestructuró su deuda de US$ 530 millones en un canje que alcanzó el 93% de adhesión a fines de septiembre y le permitió extender el vencimiento de pagos de 2024 a 2029, reducir un promedio del 40% el interés y distribuir la devolución del capital, que recién comenzará a pagar en 2023.

El próximo acuerdo podría cerrarlo Neuquén, que anunciaría este lunes la quinta extensión de ofertas para renegociar los bonos Ticade (2028) y Tideneu (2025) por unos US$ 700 millones. El viernes último venció el plazo anterior sin un acuerdo y la nueva fecha sería este viernes 13 para lograr postergar las fechas de vencimiento final hasta el 2030.

Después de Buenos Aires la provincia con más deuda en dólares es Córdoba, que busca reestructurar tres bonos emitidos bajo ley extranjera por US$ 1.685 millones por nuevos títulos con dos años de plazo de gracia y quita de intereses, pero no de capital.

El nuevo esquema de pagos propuesto por Córdoba incluye un pago del 20% de capital cada año, entre 2023 y 2027, y un pago de cupón del 1% hasta 2022 y del 5% entre 2023 y el vencimiento del bono, unos dos puntos por debajo de lo que hoy pagan los bonos que tienen la provincia.

El resto de provincias con reestructuraciones abiertas son Río Negro (US$ 300 millones), Chubut (US$ 700 millones), Chaco (US$ 250 millones), Salta (US$ 388 millones), La Rioja (US$ 200 millones), Entre Ríos (US$ 500 millones), Tierra del Fuego (US$ 200 millones) y Jujuy (US$ 210 millones).

Temas