-

-

-

El positivo de coronavirus de Emmanuel Macron desató una cadena interminable de aislamientos entre líderes europeos

17 de diciembre de 2020

Los jefes de Gobierno de España, Portugal y Luxemburgo, entre otros, se encuentran aislados tras haber mantenido contacto estrecho con el presidente francés. La ola podría alcanzar a Merkel.

Este jueves, el presidente francés Emmanuel Macron fue diagnosticado con coronavirus, lo que derivó con una serie de aislamientos en el gobierno de Francia, funcionarios de primer orden con los que el mandatario tuvo contacto directo.

El primer ministro Jean Castex, que cenó el día anterior con el mandatario en compañía de varios miembros del Parlamento, se aisló, así como el titular de la Asamblea Nacional, Richard Ferrand, y el ministro para las Relaciones con el Parlamento, Marc Fesneau.

Pero fuera del territorio francés también se desató una ola de preocupación y consecuencias inesperadas, teniendo en cuenta que Macron había estado en una cumbre maratónica de la Unión Europea (UE) el jueves y viernes pasado.

En ese marco, el francés estuvo negociando durante 20 horas seguidas con los dirigentes de los 27 países miembros, y además mantuvo una reunión bilateral con la jefa de Gobierno alemana, la canciller Angela Merkel.

Aunque en las fotos protocolares se los ve con tapabocas y manteniendo cierta distancia, se cree que pudo haber contactos no protocolares sin las medidas preventivas. De hecho, los jefes de Gobierno de España, Portugal y Luxemburgo, así como los líderes de la UE, anunciaron que se aislaron de manera preventiva.

En Madrid, el Gobierno español informó que su presidente de 48 años, Pedro Sánchez, dio negativo, pero igual permanecerá en cuarentena hasta el 24, inclusive, cuando se cumplen los 10 días del contacto con Macron.

En tanto, el primer ministro portugués, Antonio Costa, de 59 años, que el miércoles almorzó con Macron, también se puso "en aislamiento preventivo", aunque dio negativo en un test de control de coronavirus. Lo mismo hará el primer ministro luxemburgués, Xavier Bettel, de 47 años.

Además, Macron comió el lunes pasado con el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Angel Gurría; el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen.

Todos ellos anunciaron que se aislaron este jueves de manera preventiva por haber estado en contacto con Macron en los últimos días, informaron autoridades y voceros.

Una imagen de ese día muestra cuando en el patio del Palacio del Elíseo, Macron saludó a Gurría, de 70 años, con un cálido apretón de manos, seguido de un abrazo, en el macro del 60 aniversario de la OCDE. De la misma manera, recibió a Michel, de 44 años, y a Von der Leyen, de 62.