29 de enero de 2021

"Formosa en cantidad de muertes está a niveles de Nueva Zelanda y Australia", dijo el doctor en ingeniería Rodrigo Castro.

El doctor en ingeniería Rodrigo Castro, investigador del CONICET y docente de la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA, explicó en una entrevista para la FM 99.9 de Mar del Plata que “Formosa tuvo una lectura de la necesidad de aplicar medidas y hacerlas cumplir con éxitos. En cantidad de muertes está a niveles de Nueva Zelanda y Australia”.

RODRIGO CASTRO EN NOTICIAS & PROTAGONISTAS 27-01-2021

Rodrigo Castro forma parte de un grupo de tres investigadores especializados que trabajan en el desarrollo de una herramienta de modelado y simulación aplicada para hacer proyecciones de escenarios de evoluciones posibles de la pandemia. Los otros científicos son Daniel Feierstein (UNTREF-CONICET) y Ernesto Kofman (Ingeniería-UNR, CIFASIS-CONICET). Los investigadores ganaron un subsidio de la convocatoria de la Agencia de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i).

Como resultado de su modelo de proyecciones los investigadores desarrollaron un documento con recomendaciones de medidas para “demoler la curva de contagios”, que es lo que se necesita según enfatizó Castro. Los investigadores fundamentaron sus recomendaciones en análisis interdisciplinarios que combinan conocimientos provenientes de las diferentes ramas de la ciencia y de la experiencia adquirida en la interacción con sectores políticos, académicos, de prensa, sindicales y de Derechos Humanos.

Sobre el caso de las medidas tomadas por el gobierno de Formosa, Castro reveló que “que nosotros hemos sido contactados por funcionarios de salud de Formosa, como muchos otros gobiernos de jurisdicciones del país para contarle ideas y proyecciones alternativas desde el punto de vista de la simulación computacional, que es lo que hacemos. Y estas líneas fueron consideradas y puesta en una mesa. Creo que hemos sido consultados y la parte científica no ha sido ignorada”.

Formosa en realidad tuvo una buena lectura de la necesidad de aplicar y de hacer cumplir las medidas. Porque aplicar medidas, proponer medidas y después no establecer ningún control para que se cumplan, es peor que no aplicarlas. Entonces, Formosa tuvo a mi criterio una actitud de hacer cumplir las medidas con un éxito en términos de cantidad de muerte, digamos a niveles de Australia y Nueva Zelanda. Es decir, un éxito sanitario incontrastable”, agregó.

El investigador también aclaró que el caso de Formosa “no se puede replicar en todo el país por las distintas realidades socio económicas que tiene nuestro país”. Explicó que “yo no creo esto de copiar y pegar. El modelo Formosa para mí fue exitoso en Formosa, para la realidad de Formosa”.

La propuesta desarrollada por el equipo de Castro, Feierstein y Kofman tiene su base en el concepto de “no reaccionar viendo como viene la curva, porque esa es una foto fija no actualizada de la realidad”.

Según detalló Castro, “para reducir, para aplastar la cura, para demolerla, que no fue el caso de Formosa que nunca tuvo que demoler nada porque impidió de movida que suba, no hace falta impactar con cierres durísimos para la sociedad que anula la actividad de una ciudad. Se puede hacer un diseño mucho más selectivo. Nosotros le llamamos ASPIE, por Aislamientos Selectivos Planificados e Intermitente”.