30 de enero de 2021

Los antídotos tuvieron que ser destruidos luego de que un trabajador cortara accidentalmente la cadena de frío.

Según un comunicado emitido el viernes a WPBF 25 News, los funcionarios de salud de Palm Beach dijeron que el error no fue intencional.

El 22 de enero los miembros del personal descubrieron que la fuente de alimentación se había apagado.

El refrigerador contenía mil dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech que deben almacenarse a temperaturas ultrabajas en unidades especiales.

Los funcionarios de salud no dieron más detalles sobre cómo ocurrió el error, pero dijeron que ahora se implementaron "niveles adicionales de control de calidad".

“Una de las medidas de seguridad adicionales incluye la centralización de todos los suministros de vacunas a diario en un lugar seguro con un generador de energía de respaldo las 24 horas del día, los 7 días de la semana”, continuó el comunicado.

Temas