09 de febrero de 2021

La noticia se conoció en las últimas horas y generó una gran conmoción a la entidad de Liniers.

El cierre de año para Vélez fue bastante complicado luego de que una mujer denunciara que había sido abusada sexualmente en una fiesta de la que habían participado cuatro de sus futbolistas: Ricardo Centurión, Juan Martín Lucero, Thiago Almada y Miguel Brizuela.

Desde ese momento la causa tuvo algunas idas y vueltas y las versiones acusaban y desligaban a los deportistas una y otra vez. El único que había quedado imputado fue Juan José Acuña, entrenador del ascenso quien se encuentra aún prófugo.

Sin embargo, en las últimas horas, la Justicia decidió imputar también al defensor central de Vélez, Miguel Brizuela. La acusación se dio luego de que la presunta víctima declarara y describiera lo sucedido en la fiesta.

Según informó Gustavo Grabia, la mujer habría asegurado que "subió a la habitación con Thiago Almada para tener sexo consentido" y que después "se sumó Miguel Brizuela"; pese a que ella se habría negado, "Brizuela continuó" por lo que fue imputado formalmente.

El futbolista, en principio, deberá declarar antes de ser citado a indagatoria, y luego deberá esperar para ver cómo evoluciona la causa tanto para él como para el resto de los futbolistas que por el momento no están acusados formalmente.