Sin chicanas y cordiales, CFK y Macri inauguraron la ampliación de la AU Illia

Política

La Presidenta y el jefe de Gobierno porteño participan del acto de ampliación de la Autopista Illia.

La presidenta Cristina Kirchner y el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, compartieron este martes el acto de la ampliación de la Autopista Illia, una obra demorada durante varios años por los desacuerdos entre el Ejecutivo nacional y el de la Ciudad. Se trata del primer acto de gestión que la mandataria y el líder del PRO encabezan juntos luego de casi una década.

Durante el breve acto celebrado en la Costanera Cristina echó por tierra las versiones periodísticas que circularon en las últimas semanas a partir acerca de un "pacto" entre el kirchnerismo y el macrismo. "¿Querían una foto? bueno acá está, pero les pido un poco de imaginación a la hora de titular que a todos nos va a hacer mucho mejor. Porque cuando yo dialogo se trata de un 'pacto' ahora cuando los que dialogan son otros es porque son civilizados" disparó la mandataria.

"Ni pacto ni nada, esto es sentido común" sintetizó.

Aunque cordiales ni Macri ni Cristina eludieron puntualizar las diferencias que los separan pero, coincidieron, en la necesidad de dejarlas de lado a la hora de encarar obras para beneficio del conjunto.

"Es muy importante poder acordar" puntualizó Cristina y siguió: "para poder superar las diferencias que siempre surgen, no sólo por la manera de pensar, es muy importante que lo podamos hacer de manera civilizada, sin adjetivaciones, ni chicanas y sin sacar esa chiquita ventaja partidaria".

"Es importante saber que podemos ponernos de acuerdo en tanto abordemos los problemas sin calificaciones, porque no hay que ser hipócritas en política, sino la gente después no nos cree" advirtió Cristina y concluyó: "de eso se trata la gestión de gobierno, después pueden haber diferencias en cómo creemos que tenemos que manejar los servicios públicos, qué debe ser público y qué debe ser privado, en eso puede haber diferencias, pero este tipo de cosas que son absolutamente objetivas, no podemos tener ningún tipo de diferencias".

A su vez, el jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires consideró que "es un buena noticia que hoy estemos acá juntos. Espero que esta no sea la única vez que junto al gobierno nacional podamos llevar cosas adelante. A quienes van a usar esta autopista no les importan cuáles son nuestras diferencias políticas, sólo les interesa llegar más rápido a casa".

La ampliación de la Autopista Illia, que quedará habilitada al tránsito a partir de las 19, facilitará la conexión de la Avenida 9 de Julio con la General Paz y está previsto que reduzca los tiempos de viaje para más de 30 mil vehículos que diariamente salen de la capital rumbo al Norte, se informó en un comunicado.

El nuevo tramo tiene tres kilómetros de extensión y cuatro carriles de circulación, va desde la Avenida Sarmiento hasta el empalme con Cantilo y contribuirá a mejorar la seguridad vial en la zona al disminuir el volumen de vehículos que hoy utilizan las avenidas Costanera, Figueroa Alcorta y Del Libertador.

Según adelantó el gobierno porteño, la obra incluye la incorporación de una nueva rama de ingreso a la autopista desde la esquina de las avenidas Costanera Rafael Obligado y Presidente Ramón Castillo, poco antes de Salguero, con una estación de peaje incluida para los vehículos pesados.

Desde la apertura del nuevo tramo de la Illia, los vehículos de gran porte no podrán circular más por Costanera Norte.

"El objetivo de este acceso complementario es ofrecer una vía de circulación más rápida y segura a los camiones que salen de la zona portuaria y a los micros de larga distancia que parten rumbo al norte desde Retiro", señaló el Gobierno porteño.

Dejá tu comentario