"Tenemos un arquero que NO es una maravilla"

*El presidente del Steaua Bucarest está dispuesto a desembolsar 100.000 euros con tal de sacarse a su arquero de encima.

* Lo acusa de "comerse" los cuatro goles que le hizo el Real Madrid, la semana pasada en Rumania, por la Champions League.

Una cosa es que la hinchada rival te cargue cuando un jugador tiene un mal partido, cuando algún futboista profesional realiza un blooper de aquellos, "comerse" un gol imposible, o tener un día para el olvido por hacer un gol en contra, y hacer oídos sordos -como sea- ante el recuerdo "hiriente" de tus propios hinchas. 


 


Y la otra bien distinta, mejor dicho única en el mundo, es que el presidente de tu propio club no te quiera "ni en figuritas" en el equipo. Y está dispuesto "a todo" con tal de sacarte de encima.


 


Esto ocurrió en Rumania, al conocerse que el presidente del Steaua Bucarest, Gigi Becali, ofreció 100.000 euros al equipo que quiera contratar a su arquero. Aunque suene a locura, el bajo rendimiento del portugués, Carlos Alberto Fernandes, hizo que el máximo responsable del club más grande de Rumania busque desprenderse de él, sea como sea.

El "pobre" arquero, de 27 años, fue titular en los tres partidos que su equipo disputó en la Champions League. Recibió 8 goles, y se comió cuatro de ellos de loca, en la última jornada ante el Real Madrid, lo que produjo la incipiente bronca del presidente rumano.


 


Pese a que el partido fue hace casi una semana, Becali no cambia de idea. Reconoció que se le pasó "un poco" el enojo, pero que espera que el entrenador Cosmin Oloraiu elija a otro arquero a partir del próximo año.


De los cuatro tantos recibidos, el arquero no tuvo gran responsabilidad. En uno de ellos sufrió el desvío de la pelota en un defensor y no pudo hacer nada. Quizás el que desató el enojo del máximo dirigente del Steaua fue el cuarto, protagnizado por el holandés Ruud Van Nistelrooy: que humilló al arquero con una vaselina dentro del área.

Debido a eso, Oloraiu decidió sacarlo del equipo y poner al arquero suplente, Cornel Cernea. Pero esa parece no ser la solución. El fin de semana, el equipo cayó en la liga local ante el Otelul Galati por 2-1 y quedó a 12 puntos del líder de la competencia, el Dinamo Bucarest, máximo rival del Steaua.


 


Para colmo, en la próxima jornada de la Liga de Campeones, el Real Madrid será otra vez el rival y casi con seguridad, el arco estará ocupado por Cernea.

Después de la paliza que le dio el Madrid, también se deslizó al posibilidad de que el capitán del equipo, Mirel Radoi pase al conjunto Merengue, pero el mismo Becali la desmintió: "No suelto más a mis jugadores. Por Carlos, si recibo alguna oferta, doy yo además 100.000 euros para que se vaya", reconoció.

Steaua Bucarest, es el equipo más ganador del fútbol rumano. Es dueño de 23 ligas locales, 20 copas de Rumania, 6 Supercopas de su país, 1 Supercopa de Europa y una UEFA Champions League, obtenida en 1986, que le dio la chance de jugar la final de la Copa Intercontinental ante el River del Bambino Veira.


 

Dejá tu comentario