Un linyera, con movilidad reducida fue condenado a "morir en la cárcel" acusado del intento de toma de una comisaria. "El verdadero culpable sigue libre"

Su abogado defensor dice que necesitaban un perejil para cerrar la banda. El condenado es adicto al paco, anda con bolsa de colostomía. No puede correr, tiene movilidad reducida. Es Homónimo del delincuente que buscaban. Usaron relatos con falsos testimonios. Los integrantes de la banda no lo reconocen. El tribunal le dio 50 años de prisión

En el 2018 una banda intentó copar la comisaria de la localidad bonaerense de San Justo para liberar a Leandro David Aranda. Hubo un enfrentamiento, donde una efectivo de la policía de la provincia de Bs As quedo hemipléjica. El pasado 8 de abril el TOC 4 de La Matanza cerro el debate y dictó condenas para cinco integrantes de la banda. Cuatro de ellos a medio siglo de prisión, entre los que se encuentra Sebastián Rodríguez un linyera homónimo del verdadero integrante de la banda. En el debate judicial afirmaron reconocerlo como uno de los que ingreso a los tiros a la comisaria. Pero su defensor, el Dr. Fernando Sicilia, quien reemplazo a la defensa oficial casi a mitad del debate, en dialogo con Minuto Uno, afirma que es verdaderamente imposible porque su cliente tiene movilidad reducida y agregó que lo tomaron de "Perejil"

¿Por qué considera que su cliente es un perejil?

Porque necesitaban cerrar el círculo de la banda. Expusieron audios que no fueron peritados, solo escuchado en la sala y comparándolo a oído con otros audios del verdadero culpable. El Seba de los audios secuestrados en el celular de Bustamante , esposa del organizador de la fuga, claramente deja apreciar la diferencia de voz, como de léxico y pronunciación. Nadie explicó en el juicio como el NN SEBA de los audios es Sebastián Ariel Rodríguez.

Otro ejemplo de pruebas claramente sin sustento es el relato de un testigo que afirmó que ese día estaba en la parada del colectivo cuando escucho los tiros, vio corridas, y agrego haber distinguido a mi defendido huyendo del lugar. Continuó su testimonio diciendo que en medio de lo sucedido tomó el colectivo de la línea 406. Dice que al transporte lo abordó a las 4,38 AM y el hecho realmente ocurrió 5,05 AM. Media hora después de su relato, es decir se anticipo a los hechos.

Este mismo testigo fue llevado a una rueda de reconocimiento cuatro meses después de la toma. Tenía que identificar a los delincuentes que, supuestamente, alcanzo a ver desde la parada del colectivo.

Cuando comenzó el debate oral, pasada la pandemia, dos años y medio después de los hechos, este mismo testigo se presento para atestiguar y aportó contradicciones muy notorias sobre aquella rueda de reconocimiento. Dijo, por ejemplo, que había cinco personas y en realidad había cuatro, que eran todos de contextura y rasgos diferentes, exactamente lo contrario a cómo se arman las ruedas. Claramente esta fuera de tiempo y espacio o en realidad esta dando un falso testimonio Frente de donde dice el testigo que estaba esperando el colectivo, hay dos bancos con cámaras de seguridad, nunca fueron pedidas por la fiscalía para ser peritadas y además para comprobar la veracidad del relato del declarante.

¿ Qué otros elementos probarían la inocencia de su defendido ?

Lo acusaron de descartar ropa y un arma, elementos que están secuestrados. En estos hay manchas de sangre y restos de los verdaderos delincuentes. No se hicieron pericia de ADN sobre la mancha hemática en la pistola, ni buscaron rastros genéticos en la ropa (pelos, saliva, piel, etc.)

¿ Los involucrados en la toma, lo reconocen como integrante de la banda?

Leandro Aranda, el organizador de la fuga, no lo reconoció nunca. Durante el debate explicó que nada tenía que ver mi defendido con la banda. Lo mismo hizo el otro acusado D´Angelo. Este relato es el mas importante porque se refirió al verdadero Sebastián Rodríguez, diciendo que lo amenazó con un arma de fuego en la cabeza, le ordeno que llevara chapas patente a la Comisaría. Este acusado estuvo cara a cara con el verdadero Sebastián Rodríguez, cuando el tribunal le pregunto si lo conocía respondió que si y luego al preguntarle si ,(Sebastián), estaba en la sala, afirmó que NO, "el que me amenazó no está en esta sala", concluyó diciendo que este Sebastián Rodríguez no era el que lo había amedrentado.

¿ Por qué el caso esta tan desprolijo ?

Tome el caso cuando ya todo estaba avanzado, su anterior defensa no hizo mucho, era un defensa oficial. Por ejemplo nunca citó a la pareja que tenia mi defendido oportunamente para dar testimonio sobre esa fecha, donde estaba etc. Lamentablemente murió por un rayo que cayo en ese "cementerio" de autos donde Vivian.

Tampoco citaron a un testigo de apellido Camacho que tiene un kiosco enfrente de ese "Cementerio de autos" en Mozart y Dellepiane, conoce a mi defendido como nadie y en la causa indica que lo veía todos los días en esa zona y agrega que es imposible que Sebastián Ariel Rodríguez participe del hecho, no puede correr porque tiene una bolsa de colostomía, nació sin ano, tiene 11 operaciones, es medio encorvado no tiene el estado físico como para correr o huir de un lugar como le pretenden imputar. Nunca salió de este barrio por su movilidad reducida. Es un adicto al paco, pero no una persona que pueda integrar una banda de esas características. Solo puede ser utilizado como perejil

El Dr. Fernando Sicilia continuo su relato diciendo que "Nunca se explicó el motivo por el cual sería parte de la banda ni tampoco la motivación. Lo encontraron en el mismo lugar que vivía 9 días después, sin plata. Sin pertenencias que hiciera presumir que lo hizo por dinero. Declaró, contestó todas las preguntas. Estuvo siempre a derecho

La anterior defensa fue muy floja en la presentación de pruebas de descargo y el tribunal, de forma muy arbitraria, no nos dejó pedir esas pruebas a nosotros cuando tomamos su representación.

Estamos armando el Recurso de Casación. En cuanto nos hagan lugar, pediremos una pericia de voz. En el debate usaron el "escuchometro" es poco serio. Lo de los audios es realmente sorprendente. Así a simple escucha, cualquier representante de la justicia con buena fé se da cuenta que son dos personas distintas.

De ser necesario, recurriremos hasta la Corte Interamericana. Ya pedimos ayuda al CELS y estamos contactando a Proyecto Inocencia. Condenaron a muerte en prisión a una persona inocente, mientras el verdadero culpable se regodea en libertad seguramente cometiendo mas delitos.

Dejá tu comentario