-

-

Histórico fallo: la Corte ordenó que vuelva a correr el río Atuel en La Pampa

08 de diciembre de 2017

Es una pelea por el agua entre esa provincia y Mendoza que lleva décadas. Dicen que las represas le quitaron caudal y se dañó el ecosistema.


El conflicto por el rio Atuel tiene casi un siglo de historia. Es una cuenca que comparten Mendoza con La Pampa, y que durante mucho tiempo aseguró a la segunda una natural humedad para que todo el noroeste provincial recibiera agua que permitió la producción y el desarrollo de la vida.

Río atuel.jpg

Finalmente, la Corte Suprema ordenó a las dos provincias fijar un caudal de agua en el río Atuel que recomponga el ecosistema en el noroeste pampeano. Ese caudal debe estar establecido en un plazo de 30 días. Además las dos provincias, junto a la Nación, deben diseñar un plan de obras en otros 120 días.

Tras conocerse el fallo, en La Pampa hubo alegría: se trata de una lucha histórica de organizaciones sociales y ambientales a las que se sumaron los gobiernos pampeanos desde el año 2014. “Nuestro oeste ha sido condenado a lo largo de tantos años por Mendoza y un Estado Nacional ausente”, dijo el gobernador pampeano Carlos Verna. “Hoy, luego de años de lucha, podemos decir que los pampeanos dimos un paso adelante para recuperar la cuenca del Atuel, río que nos fue robado”, afirmó, al diario Clarín.

En Mendoza el fallo se vivió como una derrota, a pesar que la Corte no accedió al pedido de La Pampa de un resarcirmiento económico por el daño ambiental provocado por el corte del río. “Es un fallo muy favorable a La Pampa, aunque también es cierto que no da todo lo que pidió la provincia”, admitió Héctor Gómez, presidente de la Fundación Chadileuvú, entidad pampeana que desde los años ’60 reclama por el río Atuel.

Río Atuel

La Corte, en su voto mayoritario, dijo que el actual juicio es diferente que el de 1987, que declaró la interprovincialidad del río Atuel. “El conflicto involucra ahora cuestiones de mayor alcance y derechos de incidencia colectiva incorporada en la reforma de la Constitución Nacional producida en el año 1994”, afirmó. Y agrega: “en efecto, el ambiente es un bien colectivo, de pertenencia comunitaria, de uso común e indivisible. Esta calificación cambia sustancialmente el enfoque del problema, cuya solución no solo debe atender a las pretensiones de los estados provinciales, ya que los afectados son múltiples y comprende una amplia región.

Temas