La medida judicial la dispuso el juez Bonadio contra el ex jefe de Gabinete y el ex ministro de Salud. Es por fraude en la causa que investiga presuntas irregularidades en la licitación del Programa.
El juez federal Claudio Bonadío procesó al ex jefe de gabinete Anibal Fernandez, y a los ex funcionarios de la cartera de salud Juan Manzur y Daniel Gollan por fraude, abuso de autoridad y violacion de deberes de funcionario en el marco de la causa en la que se investigan supuestas irregularidades en la licitación del "Plan Qunita", destinado a mujeres embarazadas.

El magistrado ordenó trabar el embargo hasta cubrir la suma de 440 millones de pesos en una resolución en la que también procesó a otros 20 imputados.

El Plan Qunita fue una asignación o asistencia para mujeres embarazadas que consistió en la entrega de un kit de cuna, sábanas, toallas, ropa de bebé un chupete, un mordillo, un termómetro digital, entre otros elementos.

La denuncia por supuestas irregularidades en la licitación la realizó la legisladora y ex ministra de salud de la Nación Graciela Ocaña.