La Dirección de Protección de Datos Personales, organismo que depende del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, inició una investigación de oficio a la empresa Uber a fin de verificar el cumplimiento de la legislación Argentina que protege los datos personales y la privacidad.
La Dirección le solicitó a Uber que, en el plazo de 10 días, suministre tanto la información que recolecta para brindar el servicio a la Argentina como las medidas de protección que aplica y el destino de los datos.

"Ante los acontecimientos que son de público conocimiento, la Dirección inició una investigación de oficio a Uber. Estamos esperando que responda los requerimientos que hicimos a fin de analizar los cursos de acción a seguir", dijo Eduardo Bertoni, director nacional de Protección de Datos Personales.

El requerimiento de la Dirección incluye el pedido para que se informe sobre las medidas de confidencialidad que se aplican a la información que se recolecta y almacena, así como las acciones que tomó y tomará Uber para proteger la privacidad de las personas que pudieran verse en riesgo como consecuencia de su actividad.

La legislación argentina prevé que, en caso de encontrarse infracciones a la ley, el organismo de control podrá aplicar sanciones de multa hasta $100.000 o la clausura o cancelación del archivo, registro o banco de datos.

Embed