-

-

-

Otro crimen en Flores: lo matan de 14 puñaladas y hay dos detenidos

01 de enero de 2017

Pablo Pelich apareció herido dentro de su auto en la esquina de Bacacay y Fray Cayetano Rodríguez. Una mujer que tenía una relación sentimental con la víctima confesó que dos de sus amigos lo atacaron. La policía busca un tercer sospechoso.

Un hombre de 54 años fue degollado este domingo y lo encontraron aun con vida dentro de su auto Mercedes Benz en el barrio porteño de Flores. Por el crimen fueron detenidos un hombre y una mujer.

Los investigadores identificaron a la víctima como Pablo Guillermo Pelisch (55), quien fue hallado dentro de su Mercedes Benz E200 en la calle Bacacay y Fray Cayetano Rodríguez, a una cuadra de la Plaza Flores.

Embed

Si bien en un principio se manejó la hipótesis del robo como móvil del crimen, luego los pesquisas determinaron que en realidad podía ser un hecho vinculado a un problema de pareja. Por eso, detuvieron a una mujer con la cual la víctima mantenía una relación, y a un cómplice de ella.

Todo comenzó cuando un vecino alertó al teléfono de emergencias 911 para avisar que dentro de un auto había un hombre herido y tenía los vidrios de su auto rotos.

Según los pesquisas, cuando la policía llegó al lugar el auto se encontraba con la puerta delantera del lado del conductor abierta y la luneta trasera rota. Además, la víctima presentaba un profundo corte a la altura de la garganta. El hombre falleció en el Hospital Alvarez a los pocos minutos de llegar como consecuencia de traumatismos en distintas partes del cuerpo y cortes, uno de ellos en la garganta, dijeron las fuentes policiales.

A pedido de la fiscalía de instrucción porteña número 32, a cargo de Ana Jacobucci, se ordenaron distintas medidas como la búsqueda de cámaras de seguridad y el testimonio de vecinos.

Así se logró determinar que el hombre había ido a ver a una mujer con la que aparentemente mantenía una relación sentimental y que vive en un hotel sobre la calle Fray Cayetano Rodríguez 345, a pocos metros del lugar donde apareció asesinado Pelisch.

Los policías ingresaron a la habitación número 25 donde vive la mujer y se entrevistaron con su madre, quien admitió ante los investigadores que estaba relacionada con el homicidio de Pelisch.

En el lugar, los policías secuestraron ropas manchadas con sangre y otros elementos de importancia para la pesquisa. Finalmente, la mujer, identificada por la policía como María Segunda Schoo, fue detenida a pocas cuadras de allí.

Fuentes policiales dijeron que esta misma mujer detenida le confesó luego a los policías que el hecho había sido cometido por otros dos amigos suyos, y aportó sus nombres.

Con esa información y por orden de la fiscal Jacobucci, se logró la detención de uno de esos hombres en otra de las habitaciones del mismo hotel.

Además, la policía se halla en la búsqueda del tercer sospechoso del homicidio, dijeron los investigadores.

El hecho ocurrió una semana después del crimen de Brian Aguinaco, un adolescente que fue baleado en la cara por motochorros en el cruce de Rivera Indarte y Asamblea cuyo crimen generó una fuerte reacción de los vecinos del barrio de Flores que terminó el jueves último con el desplazamiento del jefe de la comisaría 38.


Temas

En Vivo