El tenista tandilense estuvo cerca de quedarse con la primera manga y después, ya cansado, perdió el segundo set. Así, el checo se quedó con el partido por 7-6 y 6-2 y se metió en la tercera ronda del primer Masters 1000 del año.
Juan Martín Del Potro tenía un duro desafío. El tandilense, ingresado al Masters 1000 de Indian Wells por una invitación especial, debía enfrentar al duro checo Thomas Berdych por la segunda ronda del certamen estadounidense.

El argentino jugó de igual a igual la primera manga, que terminó perdiendo en un tie break cerrado, donde se definió por detalles. Ya en el segundo set, el europeo fue demasiado para Del Potro, cuyo revés no funcionó del todo bien y terminó con un contundente 6-2. De esta manera, el tandilense continúa con su recuperación en el circuito, buscando el nivel que dejó cuando la lesión en la muñeca izquierda lo obligó a abandonar las canchas.