Amanda Guaglio, de 23 años, fue encontrada sin vida en su cama cubierta con una frazada. Por el hecho fueron detenidos un hombre de 86 años y su nieto de 38, quienes les habían alquilado una habitación a la víctima y su pareja.
La víctima fue identificada como Amanda Guaglio, de 23 años, quien presentaba un fuerte golpe en la cabeza.

El cadáver fue encontrado en la tarde de ayer lunes, poco antes de las 17, en una vivienda de la calle 17, entre 29 y 30, cuando un hermano de la joven fue a visitarla, preocupado porque no respondía sus llamados telefónicos.

Embed
La Policía, tras el testimonio de vecinos, detuvo a un anciano de 86 años, y a su nieto, de 38, quienes días antes le habían alquilado una habitación a la víctima y su pareja.

Este último era buscado por las fuerzas de seguridad, debido a que desapareció misteriosamente. Tomó intervención la fiscal Gabriela Mateos, a cargo de la UFI 3, descentralizada en Berazategui, que depende del Departamento Judicial Quilmes.