En el encuentro ante Suecia, Gábor Király jugó su último partido en el arco de Hungría. El arquero se hizo famoso en todo el mundo por su vestimenta en Francia 2016, en la que se convirtió en el primer futbolista en jugar una Eurocopa con 40 años cumplidos.
Suecia venció a Hungría con claridad en un amistoso diputado en Budapest que significó la despedida de la selección magiar de su mítico arquero Gábor Király.

El seleccionador húngaro, Bernd Storck, alineó a dos jugadores que se despidieron del equipo magiar, Roland Juhász y Király, arquero conocido por sus pantalones largos grises, que fue internacional absoluto en 107 partidos desde 1998.

Embed
Su pantalón largo, gris y con tendencia a acabar negro al finalizar los partidos, ni siquiera es ajustado. Para tener una idea, el pijama debe ser la referencia. "Soy portero, no modelo", se excusaba durante la Eurocopa de Francia de 2016. A su vez, explicaba que utiliza una talla más para ganar en comodidad y facilitar los movimientos del tren inferior.

Király fue sustituido en el minuto 28 por Megyeri, un cambio que se convirtió en un homenaje, porque el público aplaudió al ídolo durante minutos y mostró carteles con mensajes de agradecimiento al 1.

Embed
En el certamen europeo de mitad de año, Király se convirtió en el primer futbolista que juega en una Eurocopa con los 40 años ya cumplidos (nació el 1 de abril de 1976). De este modo, superó el récord del alemán Lothar Matthäus, que disputó el Alemania-Portugal de la Eurocopa de 2000 con 39 años y 91 días.