Diego Osella decidió renunciar a su cargo como entrenador de Newell's tras la derrota de su equipo frente a Unión. Sus diferencias con el presidente del club, Eduardo Bermúdez, precipitaron su partida.

Tras la derrota con Unión en Santa Fe por 2 a 1, el técnico de Newell s, Diego Osella, decidió renunciar a su cargo y adjudicó su decisión a las diferencias con el presidente del club, Eduardo Bermúdez.

"Hay una línea que cuando de cruza no se puede volver atrás", expresó Osella ante la prensa, mientras aseguró que la decisión la había tomado "más allá de si se ganaba o se perdía" en el partido frente al "Tatengue".

En medio de graves problemas económicos que atraviesa el plantel y que hizo que el equipo perdiera el funcionamiento en un torneo en el que había llegado a pelear los primeros lugares, el DT había advertido en la semana que "la situación que se vive en "Newell s es anormal" y "es importante la deuda que tiene la institución con los jugadores". Esas afirmaciones de Osella le valieron una fuerte reprimenda pública del presidente Bermúdez.

"No viene del Real Madrid ni del Barcelona, tiene que hablar menos y dedicarse a dirigir", expresó el dirigente este jueves, luego de que los jugadores se negaran a entregar en protesta por las "mentiras" de la conducción del club-

"Mi papá murió el 29 de junio de 2014", fue la respuesta del técnico al presidente "leproso".