La prueba corresponde al duelo frente a Emelec por la primera fase de la Copa Libertadores y se trata de un "exceso de diurético", sustancia que se ingiere en general para eliminar líquidos.
En principio, los diuréticos no son una sustancia prohibida en sí a la hora de los controles, pero su exceso en un organismo genera sospechas, ya que el hombre en cuestión podría haberlos ingerido para eliminar alguna otra sustancia indebida.

Embed
Pese a esta situación desde River pedirán una contraprueba y habrá que esperar a esto para ver cuál es la sanción que le corresponde al jugador, que debutó en Primera División en noviembre del año pasado y que se ganó rápidamente un lugar en el equipo titular.