Revelan que Macri apretaba personalmente a jueces y fiscales

Con mensajes de texto, el ex presidente amedrentó a funcionarios del Poder Judicial que intervenían en causas que lo comprometían o en las que tenía intereses.

Durante el gobierno de Mauricio Macri hubo aprietes a jueces y fiscales. Entre los afectados por la Mesa Judicial M están Jorge Ballesteros, María Servini, Alejo Ramos Padilla, Alejandra Gils Carbó y Gabriela Boquin. Así lo reveló el periodista Ariel Zak en C5N.

"Vas a tener problemas", le dijeron al camarista Jorge Ballesteros que cambió la carátula de la causa contra Oil Combustibles de los empresarios Fabián de Sousa y Cristóbal López. El propio Macri le envió un mensaje de texto a la jueza María Servini de Cubría cuando decidió investigar a Pepín Rodríguez Simón. "Felicidades", le envió. Luego se arrepintió y lo borró. Desde el entorno de la jueza lo tomaron como un mensaje de amenaza.

"Pensalo bien" es lo que le dijo Mauricio Macri a un funcionario a cargo de la causa de escuchas ilegales de la Corte Suprema de Justicia durante la investigación de la situación del Correo Argentino.

También Macri, en persona, llamó al funcionario de la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado en la Investigación Criminal (DAJUDECO) y cortó.

A Alejo Ramos Padilla quiso sacarlo de su cargo y lo denunció en el Consejo de la Magistratura. A Alejandra Gils Carbó le dijo que tenía que renunciar o terminaban presas ella y sus hijas. Gabriela Boquín fue la fiscal que destapó la situación del Correo Argentino y la trataron de kirchnerista. A un juez lo sacaron de su cargo en Comodoro Py por sus fallos en la causa del Correo.

Ninguno de los mensajes de Macri surtió efecto y las investigaciones avanzaron a pesar de las amenazas'

Dejá tu comentario