Piden al juez Casanello que no "estire" una causa contra el Grupo Indalo

Política

Una operación de prensa intenta que se retome el caso Oil Combustibles pese a que los peritajes contables y fiscales concluyeron que no hubo delito.

El abogado Carlos Beraldi presentó un escrito ante el juez Sebastián Casanello en el que reclamó por la validez de medidas de prueba que el magistrado había solicitado el pasado 22 de diciembre, en el marco de una causa impulsada por el ex Administrador General de la Dirección Nacional de Vialidad, Javier Iguacel.

La decisión de Casanello fue cinco meses después de haber recibido un dictamen del fiscal en el que solicitaba que se archive la causa por no haber podido probarse “ni mínimamente” la hipótesis de un delito.

El dictamen se basaba en el peritaje contable realizado por el cuerpo de peritos de la Corte Suprema con conclusiones lapidarias para la acusación pero que, como informó Ámbito, podían ser constitutivas de otros delitos focalizados en la propia administración Cambiemos y en la extensión de las concesiones a Autopistas del Sol y a Grupo Concesionario del Oeste.

Beraldi puntualizó que Casanello - sin reasumir la investigación que estaba delegada, a riesgo de ser “sobreabundante” en el pedido de medidas, ignorando el peritaje de la Corte y la posición del Ministerio Público Fiscal-, consideró que la investigación no estaba agotada.

Fue entonces cuando en el diario La Nación se intentó vincular este caso a Oil Combustibles: “ Una vez más se vuelve a recrear en este caso la misma matriz de persecución de la que ya fueron víctimas en los últimos años decenas de personas y, de manera particular, los accionistas y directivos de las empresas del Grupo Indalo ”, indicó Beraldi sobre Cristóbal López y Fabián De Sousa.

“A partir de ciertas medidas probatorias, desde nuestra perspectiva totalmente sobreabundantes y de dudosa validez, habida cuenta del tenor de la pericia contable y del dictamen fiscal, se monta una nueva operación de prensa inequívocamente dirigida a atribuir falsamente la supuesta comisión de delitos”, indicó el escrito del abogado que sumó la nota periodística firmada por Hugo Alconada Mon.

En efecto, existe en la causa un estudio contable que demuestra de manera categórica que no hubo ningún delito de retención indebida, que ha sido la base con la cual se inició esta investigación. Los informes ahora ordenados carecen de cualquier posibilidad de enervar las conclusiones del estudio pericial, recogidas por el Fiscal y por las partes para instar el cierre del proceso”. Casanello habría buscado estirar en el tiempo para evitar el dictado de un sobreseimiento o un archivo, sostuvieron desde Ámbito.

“V.S. (Vuestra Señoría) sufrió en carne propia los perjuicios que suponen este tipo de operaciones de prensa, y por ende conoce perfectamente que la justicia no puede permitir que semejantes despropósitos sigan ocurriendo. Como lo señaló el Fiscal Delgado en su dictamen, recorrer un camino distinto es intolerable a una sociedad democrática y a lo que establece el art. 18 de la Constitución Nacional”, agregó Beraldi.

El abogado se refirió así al programa de Jorge Lanata en El trece donde ilustraron al juez Casanello como una tortuga como crítica por su accionar en la causa de Lázaro Báez contra Cristina de Kirchner.

Tras esto, Beraldi le solicitó a Casanello evitar cualquier demora y pidió que, si necesita los informes, habilite la feria judicial en enero para que puedan recibirlos en el lapso de este mes y así se resuelva la investigación y se constate que no existió el delito que postuló Iguacel.

Embed

Dejá tu comentario