Lo imputaron por distribuir pornografía infantil

Sociedad

El allanamiento y la imputación ocurrieron luego de que un muchacho recibiera el material vía Telegram e hiciera la denuncia.

Un hombre de 23 años quedó imputado y allanaron su domicilio en un procedimiento de la División de Delitos Sexuales, luego de que se lo denunciara por haber ofrecer pornografía infantil desde la aplicación Telegram.

Hace una semana la Justicia abrió una investigación en contra del hombre, quien usaba el teléfono celular a nombre de su papá para mandar pornografía infantil, luego de la demanda radicada en el Comisaría Segunda de la capital de Neuquén. Antes, el joven había sido foco de escraches por el denunciante en varias redes sociales durante los días previos al allanamiento.

De acuerdo con lo que notificó LM Neuquén, el acusado de compartir pornografía infantil comenzó una conversación con el denunciante y en seguida le preguntó si quería recibir "fotos calientes" de nenes.

Sorprendido, el interlocutor no creyó que la oferta fuera en serio, pero ante la duda no le respondió y dejó de lado la conversación. Luego de que el muchacho ignorara los mensajes, el acusado le mandó fotos de pornografía infantil, de acuerdo con el relató el denunciante.

Entonces el hombre que recibió las fotos hizo la denuncia en la comisaría con los datos que tenía de Telegram y aportó el material explícito. Luego la fiscalía especializada inició las investigaciones para identificar al distribuidor de la pornografía infantil, para poder detenerlo y allanar su casa, en la búsqueda de mayor evidencia que compruebe el aberrante delito.

El personal de la División de Delitos Sexuales hizo este martes el allanamiento en el domicilio del pedófilo, ubicada en la calle Diego Rosales, casi Combate de San Lorenzo. Al ser comunicado del operativo por los efectivos, habría intentado desligarse al manifestar que los archivos, con imágenes de pornografía infantil, "sólo le llegaron".

En el momento del allanamiento, el joven estaba acompañado de un adolescente, que sería menor de edad. A su vez, los uniformados secuestraron tres celulares que serán investigados a fondo por la Fiscalía