Los autos radicados radicados en la Ciudad deberán realizar la Verificación Técnica Vehicular (VTV), tal como se hace en otros distritos del país como la provincia de Buenos Aires.
El chequeo mecánico deberá ser realizado por todos los automotores que tengan más de tres años de antigüedad o más de 60.000 km de uso, y en el caso de las motos, las que tengan un año. Los vehículos tendrán un mes asignado para ir a hacer el control, de acuerdo al último número de su patente.
Fuentes de la Secretaría de Tránsito y Transporte de la Ciudad aseguraron que a mitad de año estarán operativos los 11 talleres donde se podrá hacer la verificación y cuya construcción ya comenzó.
Las claves
  • El valor de la tarifa se definirá más cerca de la fecha de inicio de actividades de los talleres. Como referencia, en la provincia de Buenos Aires están cobrando $542,33 para los autos y $162,7 para las motos.

  • La multa por circular sin VTV será de de 150 Unidades Fijas, lo que hoy equivale a $ 975, porque el valor de cada UF equivale a medio litro de nafta súper. En tanto, quienes tengan la oblea vencida o nunca haya pasado por los talleres podrán pagar hasta 600 UF, o sea $ 3.900

    La multa por circular sin VTV será de 150 UF, lo que hoy equivale a $ 975

  • Por año, se verificarán más de un millón de vehículos, entre autos, motos, camioneras, cuatriciclos, casas rodantes y todo tipo de automotores.

  • Los autos de jubilados que ganen la mínima o cuyo valor sea menor al mínimo por el cual se empieza a pagar Patentes deberán hacer el chequeo pero no tendrán que pagar nada, al igual que los vehículos de los discapacitados, tanto los adaptados como los que no lo son pero no superen el doble del mínimo de pago de Patentes.

  • La VTV ya es obligatoria para taxis, remises y micros escolares.

  • Se revisará tren delantero, frenos, el estado del chasis y los neumáticos, la dirección, los sistemas de seguridad como cinturones de seguridad o matafuegos y también la emisión de gases y ruidos.


    vtv-autos.jpg

  • Se exigirá toda la documentación obligatoria del vehículo.

  • A los vehículos que tengan todo en orden les pegarán una oblea en el parabrisas y no tendrán que volver hasta el año siguiente.

  • Si encontraran alguna falla mecánica o de seguridad, el dueño del vehículo tendrá 60 días para repararlo y volver a hacer el control, que esta vez será gratuito, consigna el diario Clarín.