En 2011, cuando River descendió por única vez en su historia a la Primera B Nacional, el Tano Pasman fue furor por la indignación y bronca con la que vivió la serie que condenó a su equipo frente a Belgrano de Córdoba.

Tano Pasman
Pero parece que este tipo de ataques no es marca registrada de nuestras tierras, ya que en Estados Unidos apareció un hombre que redobló la apuesta y causó un verdadero desastre luego de la derrota de su equipo en el último Super Bowl.

El hincha de los Carolina Panthers vivió a full la final del fútbol americano hasta que los Broncos de Denver anotaron el touchdown que sentenció el encuentro. Desde allí, todo fue descontrol.

El hombre agarró el televisor y lo revoleó al piso, pero contento con esto, fue por un martillo y también los estrelló contra la pantalla. Después volaron mesas, sillas y demás objetos, mientras su hijo, que filmaba toda la escena, intentaba calmarlo sin suerte.

Mirá la reacción del "Tano Pasman" estadounidense:


Super Bowl