El presidente Mauricio Macri anunciará este viernes en la localidad sanjuanina de Barreal la eliminación "por completo" de las retenciones a las exportaciones que pagan las empresas mineras, en una medida que significará un coste fiscal de 233 millones de dólares y que aspira a beneficiar a la región andina.

El Presidente -acompañado por el gobernador de San Juan, Sergio Uñac, y por el ministro del Interior, Rogelio Frigerio- oficializará una medida que traerá "beneficio directo" a 117 Pymes exportadoras, según informó la agencia Télam.

En su discurso ante los medios y dirigentes, Macri defenderá a la actividad minera como "un motor de enorme potencial para la economía" y justificará su decisión en que los derechos a la exportación impuestos en 2012 "perjudicaron a muchos medianos y pequeños emprendimientos", según adelantaron a Télam fuentes de la Casa Rosada.

Para el gobierno, las retenciones "provocaron la pérdida de competitividad con países como Perú, Chile, Colombia y Brasil" y por eso se decidió su eliminación.

Macri eligió el corazón minero del país (San Juan) para hacer el anuncio en la Posada de los Patos, en el departamento andino de Calingasta, y junto al gobernador Uñac, quien en varias oportunidades había manifestado su reclamo en ese sentido.