El juez de instrucción Ernesto Botto rechazó el pedido presentado por los abogados del empresario prófugo, luego de que trascendió que había sido detenido en Paraguay, un hecho que "no pudo verificarse".

El juez de instrucción Ernesto Botto rechazó un pedido de hábeas corpus presentado por los abogados del empresario prófugo Ibar Pérez Corradi luego de que trascendió que había sido detenido en Paraguay.

El magistrado rechazó la posibilidad de una limitación o amenaza actual de su libertad ambulatoria, ya que se encuentra pendiente la orden de captura contra el acusado. Además remarcó que no se ha verificado que hubiera sido detenido.

"Los medios de comunicación dieron a conocer la supuesta detención de Pérez Corradi, la cual, se dice, no ha podido verificarse en dichas actuaciones", indicó el juez al rechazar el planteo de los abogados del acusado por el triple crimen de General Rodríguez.

La noticia sobre la detención de Perez Corradi en Paraguay comenzó a circular el viernes pasado, pero nunca fue confirmada por los organismos oficiales.

En su resolución, el juez Botto remarcó que se comunicó con su colega María Servini de Cubría, quien tomó a su cargo la causa por el triple crimen de General Rodríguez por el asesinato de los empresarios Leopoldo Bina, Damián Ferrón y Sebastián Forza.

Indicó que la jueza le comunicó que "no tenía información oficial acerca de la presunta detención del prófugo".

"En efecto, resultando confirmada la vigencia de la orden de captura del amparado, y siendo de público y notorio su situación de prófugo, no puede hablarse de una limitación o amenaza actual de su libertad ambulatoria, pues la orden de captura emanada de autoridad competente, impide todo agravio en los términos que dicho supuesto contempla", concluyó el juez.

El magistrado rechazó hacer lugar al hábeas al no haberse "confirmado que Perez Corradi se encuentre efectivamente detenido, sea en un país vecino o en territorio Nacional".