Catriel Etcheverri
Catriel Etcheverri
El cambio de gestión no malogró los negocios de Nicolás Caputo con el gobierno porteño. Durante los 8 años en que Macri condujo la Ciudad, el "hermano de la vida" del ahora Presidente embolsó contratos por 1.400 millones de pesos. En los últimos cinco días logró otros tres por más de 300 millones.
En los últimos cinco días el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, encabezado por Horacio Rodríguez Larreta, preadjudicó a través del ministerio de Educación tres licitaciones a la empresa SES S.A. para el mantenimiento de edificios escolares en las comunas 5 y 1.

SES S.A., empresa que pertenece a Nicolás Caputo, amigo íntimo y ex socio del presidente Mauricio Macri embolsará así cerca de 300 millones de pesos adicionales a la gran cantidad de licitaciones que ha ganado en la ciudad desde que el líder del PRO accedió a la jefatura de gobierno porteño en 2007.

Según el Boletín Oficial publicado el lunes pasado, la Ciudad le preadjudicó a SES un contrato por 104.663.761 de pesos para la limpieza y mantenimiento de escuelas en la Comuna 5. Asimismo en la publicación del jueves pasado se informó la preadjudicación, nuevamente a SES de un contrato por 104.025.659 pesos para las mismas tareas en la Comuna 1B mientras que este viernes el gobierno del ex jefe de Gabinete de Macri le preadjudicó otro contrato, esta vez por 93.860.786 pesos para el mantenimiento de edificios escolares en la Comuna 1A.

El "hermano de la vida" tal como lo calificó el propio Macri se embolsará así 302.550.206 sólo por estas tres licitaciones.

Merced de los contratos con la Ciudad,
SES se ha convertido en una de las empresas de mayor crecimiento en los últimos años. En especial desde el triunfo de Macri en las elecciones presidenciales. Así se desprende de su rendimiento en la Bolsa porteña.

Las acciones de las empresas de Caputo, SES S.A., Caputo S.A y Mirgor S.A. se dispararon el año pasado tras la confirmación en las urnas de que Daniel Scioli y el propio Macri disputarían el primer balotaje presidencial de la historia argentina.

Durante 2015 las acciones de la constructora Caputo treparon un 487,7%. El papel de Mirgor, compañía especializada en la fabricación de equipos de aire acondicionado, y de la cual alguna vez Macri fue accionista, tuvo un desempeño similar y avanzó 240,9%. El mayor avance lo experimentaron luego de la primera vuelta electoral que catapultó a Macri como un serio contendiente a la presidencia de la Nación.

A lo largo de los 8 años de Macri al frente del gobierno porteño SES ganó licitaciones de mantenimiento de escuelas, pasos a nivel, de la limpieza de los corredores del Metrobus, de las refacciones del Parque Lezama y del mantenimiento de diversos hospitales porteños. Por estos contratos recibió más de 1.400 millones de pesos a pesar de que el actual Presidente de la Nación negara durante la campaña que Caputo hubiera sido adjudicatario de una sola licitación.

Ya con Macri en la Casa Rosada, el gobienro nacional le adjudicó otra obra por cerca de 800 millones de pesos para la obra civil de un reactor nuclear en Río Negro, licitación realizada durante el gobierno de Cristina Kirchner.

La estrecha relación entre Macri y Caputo se remonta a la infancia. Compañeros de banco en la escuela secundaria Caputo se ganó la confianza de Macri al punto que fue la persona designada para entregar el rescate a los secuestradores que mantuvieron cautivo al actual presidente en 1991.