ESET, la compañía de seguridad informática, anunció una nueva campaña de espionaje que se propaga a través de una falsa notificación bancaria sobre el estado de una cuenta.
De esta manera, los cyber criminales buscan engañar a sus víctimas e infectar con un virus llamado Cybergate, detectado por la empresa como Win32/Remtasu.AP.

Los países más afectados se encuentran mayormente en Centroamérica: El Salvador, Guatemala, México, Costa Rica y Honduras, seguidos también por Argentina, Perú, Panamá y Nicaragua.

Según los casos analizados, este ataque inicia con un correo falso que busca persuadir a los usuarios haciendo referencia a un pago correctamente procesado sobre la compra a una operadora de viajes.

Si el usuario quiere ver el contenido del documento es redirigido a un servicio de descargas en línea, a través de un enlace accede a un archivo con el nombre "Orden de Compra Registrada con Cargo Recurrente Aprobado Proceso de Afiliacion Enviado por su Institución Financiera –fdp.scr".

virus viaje pago.png
La extensión .scr no corresponde a ningún archivo de texto sino que es un archivo ejecutable. A continuación, se conecta a un sitio malicioso para descargar otros dos archivos de Internet, ambos detectados como variantes de Win32/Remtasu.AP, que buscarán instalar en el sistema una variante de Cybergate.

Este tipo de código malicioso está orientado a controlar sistemas afectados principalmente para el robo de información, keyloggers (sistemas para capturar todo lo que el usuario tipea) y otras funcionalidades que buscan recolectar datos. Además incluye:

  • Robo de contraseñas
  • Robo de archivos
  • Captura de la cámara web
  • Captura de audio
  • Protección contra análisis (Anti-VM, Anti Debugging, etc)
  • Persistencia en el equipo afectado
  • Conexión remota
  • Instalación/ejecución de otros códigos maliciosos