Sabido es que el fútbol ocupa en la vida de los argentinos un lugar de preponderancia, aunque existen aquellos que llevan su fanatismo al límite e intentan transmitir la pasión por su equipo a sus hijos desde su nacimiento.
Tal es el caso de este hincha de Gimnasia La Plata, que no tuvo mejor idea que bautizar a su hija recién nacida poniéndole como segundo el nombre de su club.

Así es como decidió ponerle "Renata Gimnasia Jordan" a su pequeña, lo que le valió un diploma de honor entregado por la dirigencia del club platense.

Embed
Pese a lo insólito del asunto, éste no es el primer caso de este tipo en Argentina. Sin ir más lejos, hace poco más de un año, un hincha de San Lorenzo mostró con orgullo el carnet de su hija, bautizada como "Azul Grana Álvarez".