A poco más de un año del crimen de un policía, asesinado a balazos en San Luis presuntamente por el concubino de su amante, compañera de la fuerza provincial, se estableció que el acusado creó un perfil falso de Facebook de una atractiva mujer para convocar a la víctima a una cita y matarla.
La jueza Mirtha Ucelay procesó y dictó la prisión preventiva para Ricardo Ariel González, de 36 años, por el "homicidio doblemente calificado" en perjuicio del auxiliar Rodolfo Gilberto Domínguez, de 35, tras encontrar elementos "comprometedores" en la computadora que le secuestraron.

"Hubo que hacer estudios de programas de la computadora que requirieron permisos especiales fuera del país y por eso la investigación demoró, pero se han encontrado finalmente suficientes elementos en esos resultados para determinar la prisión preventiva", reveló a la prensa la magistrada.

Es que si bien Gonzalez negó conocer al auxiliar Domínguez, los peritos informáticos encontraron en una de las computadoras de su propiedad una cuenta de Facebook falsa, un perfil de una mujer con la que se habría captado la atención de la víctima y que fue cambiado una hora después del homicidio.

De acuerdo a esos peritajes, el sospechoso programó el crimen del auxiliar 87 días antes de cometerlo, "aparentemente por cuestiones pasionales", con la creación de la cuenta apócrifa en la que se hizo pasar por una "seductora mujer rubia" para citarlo y matarlo.

Embed
González finalmente pidió ampliación de declaración indagatoria, en la que el martes último "negó los hechos y dio su versión", reveló la jueza.

El hombre fue detenido el 22 de agosto como sospechoso del homicidio de Domínguez, cometido en junio de 2015, en la ciudad de Villa Mercedes, distante a 100 kilómetros de la capital puntana.

La detención se concretó en su domicilio situado en la calle Presidente Perón de esa localidad y participaron del procedimiento efectivos de las Divisiones Investigaciones y Homicidios de la Policía local.

El acusado convivió durante varios años con una auxiliar de policía de apellido Palacios, que fue compañera de promoción de Domínguez y con la que se sospecha mantenía una relación paralela.

El crimen fue cometido el 27 de junio de 2015, antes de la 1.30, cuando la víctima se encontraba en el interior de su Renault Clío estacionado en la esquina de Guayaquil y Ardiles.

El personal policial fue alertado a raíz de que vecinos escucharon varias detonaciones y cuando llegaron al lugar encontraron a Domínguez muerto dentro del rodado que estaba con el motor encendido, las luces prendidas y el freno de mano accionado.

Según las fuentes, el policía recibió cinco disparos de una pistola 9 milímetros, uno de las cuales ingresó, según el informe forense, a la altura de cuello.

Domínguez prestaba servicios desde hacía siete años en la comisaría 12da. de Villa Mercedes y se había desempeñado en la comisaría del Menor.