Janet, Julieta y Ayelén fueron encontradas muertas en los últimos días y con ellas ya son más de 10 los femicidios en la provincia cuyana durante 2016. Los investigadores avanzan con las causas para encontrar a los culpables.
Las tres jóvenes fueron asesinadas en menos de 72 horas y ya suman más de 10 los femicidios en la provincia en lo que va del año.

Janet Zapata y Julieta González desaparecieron el mismo día en diferentes lugares de Mendoza y ambas fueron halladas sin vida, tras de varios días de búsqueda.

JANET ZAPATA

El primer cuerpo que se encontró fue el de Janet Zapata, quien desapareció el Día de la Primavera y fue encontrada muerta este lunes en El Algarrobal.

Según la investigación, todo indica que el asesino fue su ex pareja, Damián Minati, quien está detenido e imputado por el femicidio. Además, detuvieron a Claudio Sebastián Quiroga, quien fue capturado en calle Quintana, de El Algarrobal, donde fue hallado el cuerpo sin vida de Janet. El hombre, que había sido visto donde apareció el cadáver, cayó tras una serie de allanamientos ordenados por la fiscal Claudia Ríos y sería quien descartó el cuerpo.

Embed
Este miércoles, también detuvieron a un amigo de Minati, Juan Orlando Manzano. Según la investigación, Minati se habría contactado con su amigo Manzano, dueño de un lavadero de papa en El Algarrobal (el hombre iba con Janet a comprar a ese lugar), y este le presentó a uno de sus empleados, Quiroga. "Hacía changas para él y vivía en la zona", contaron fuentes policiales.

Hubo un encuentro entre los tres y Minati prometió dinero en efectivo para que lo ayudaran. Ese dinero, 15 mil pesos, lo recibió Manzano. Menos del 10 por ciento de ese monto (mil pesos) iba a terminar en las manos del changarín: el rol de este sujeto era hacer el pozo donde depositarían el cadáver.

JULIETA GONZÁLEZ

El cuerpo de Julieta fue brutalmente golpeado. Su cara estaba destrozada. La persona que decidió matarla lo hizo con saña. La joven de 21 años, madre de una criatura de 2 años e hija de una efectivo de la Comisaría Décima de Maipú, fue hallada asesinada a unos kilómetros del ingreso a la Destilería de Luján, este martes.

También había desparecido el Día de la Primavera. Hasta el momento, el crimen de Julieta no tiene detenidos pero sí sospechosos. La causa, que está en manos de la fiscal de Homicidios Claudia Ríos, apunta a dos hombres, uno de ellos, de más de 50 años y oriundo de Godoy Cruz, pero todavía no tienen las pruebas suficientes como para detenerlos. Es por eso que la fiscalía pidió a una compañía telefónica que le informe las últimas comunicaciones que realizó y recibió el celular de Julieta el miércoles 21. También si envió o admitió mensajes de texto. Esto serviría para identificar a los sujetos que tuvieron contacto con ella en las últimas horas.

AYELÉN ARROYO

La joven de 19 años fue asesinada este miércoles en una casa del barrio Las Rosas de Luján, a manos de su propio padre. Apareció degollada en el baño de la vivienda. Roque Arroyo, de 54 años, escapó tras el femicidio, pero personal policial lo detuvo a los pocos minutos cerca de la escena.

Embed
Según se pudo saber, Ayelén lo había denunciado hacía dos semanas de haber abusado de ella. El 14 de septiembre la joven se presentó en una Oficina Fiscal de la comuna y acusó al hombre por un presunto abuso sexual simple ocurrido hace tres años y medio. Le dijo a los pesquisas que el hombre se metió en su cama y había intentado manosearla.

La Justicia actuó rápidamente y ordenó la exclusión del hogar de Roque Arroyo, la que se hizo efectiva el mismo día de la presentación que hizo Ayelén.

El fiscal de la causa, Fabricio Sidoti, demoró al progenitor de la víctima y le tomó una declaración informativa, pero luego lo liberó mientras continúa el desarrollo de la instrucción.

El hombre, enfurecido con la denuncia, atacó a su hija y la mató delante de su nieto de un año y otro hijo de 11.