Twitter, objeto de numerosos rumores sobre su situación financiera, anunció que suprimirá 9% de sus efectivos a nivel mundial, en el marco de sus esfuerzos por lograr rentabilidad en 2017.
La reestructuración "se concentrará en la reorganización de los equipos de venta, asociaciones y marketing", señaló un comunicado del grupo, que nunca registró beneficios desde su creación hace 10 años.

"Nos volveremos más estrictos sobre el modo en el que invertimos en nuestras actividades y nos fijamos como objetivo lograr rentabilidad en 2017", comentó en el documento el director financiero de Twitter, Anthony Noto.

"Tenemos la intención de invertir plenamente en nuestras prioridades absolutas, concediendo una menor prioridad a ciertas iniciativas y simplificando el modo en que operamos en otros sectores", señaló, sin precisar cuales iniciativas serían afectadas.

Embed
En el tercer trimestre, la cifra de negocios del grupo aumentó un 8% a US$616 millones en el tercer trimestre, una cifra superior a las previsiones de los analistas, que estimaban unos US$606 millones.

El grupo redujo un poco su pérdida neta a US$103 millones, contra los US$132 millones registrados en el mismo periodo del año anterior, según la empresa.

Los recortes de personal alcanzarían a unos 350 empleos sobre los 3.860 funcionarios con los que cuenta actualmente Twitter en todo el mundo.

La operación de reorganización demandará un desembolso de entre US$10 a US$20 millones.