Las cadenas de televisión acercaron una oferta de 2.500 millones de pesos anuales. La mayoría de los clubes la consideró insuficiente. El único que se mostró a favor es el titular de River, Rodolfo D'Onofrio.

Fox y Turner, junto al coordinador del programa "Fútbol Para Todos", Fernando Marín, le presentaron a la AFA y a los clubes una oferta por $ 2.500 millones anuales para adquirir los derechos de la transmisión de partidos del fútbol argentino a partir de enero. La propuesta fue rechazada por los clubes y el primero en elevar la voz fue Marcelo Tinelli, vicepresidente de San Lorenzo, quien sostuvo que la propuesta era insuficiente.

En la reunión estuvieron presentes representantes de River, Racing, San Lorenzo, Lanús, Vélez, Godoy Cruz y Huracán. Boca, Estudiantes e Independiente pegaron el faltazo, aunque están alineados con Tinelli y consideran que la oferta es insuficiente. El único presidente que está a favor de la misma es Rodolfo D'Onofrio.

Embed
Por el lado de las dos cadenas televisivas asistieron el vicepresidente ejecutivo de Turner, Whit Richardson; el vicepresidente de Asuntos Legales de la firma, Víctor Roldán; el gerente general de Fox, Sergio Veiga, y la vicepresidente de Legales de esta empresa, Eugenia Ricardes.

Antes de esta cumbre, Marín y los representantes de ambas cadenas se juntaron con el secretario General de la Presidencia de la Nación, Fernando de Andreis quien les pidió específicamente que elevaran la propuesta a la Comisión Regularizadora de la AFA.

La oferta formal presentada a la AFA y los clubes es de $ 2.500 millones anuales y la misma ya fue comunicada al dirigente en una reunión que tuvo en la quinta de Olivos con Fernando De Andreis, secretario general de la presidencia.

Por otra parte, los otros 25 clubes restantes de Primera División (exceptuando los denominados grandes) se reunirán este martes a las 19 en el predio que AFA posee en Ezeiza para escuchar la oferta de las cadenas televisivas y dar su punto de vista que, a priori, sería el mismo que recibieron en la primera charla.