Un vecino de la familia asesinada en Hurlingham contó que el hijo de la víctima Romina Maguna e hijastro de Diego Loscalzo le dijo al asesino "Papá, no me mates".

Hurlingham Relato de vecino.mp4
"Uriel, hijo de Romina, me vino a tocar la puerta y lo hice pasar pensando que estaban robando en su casa pero cuando entró me dijo ´el Chino mató a mi mamá´. Cuando cruzo, me encuentro a Darío que me dice ´llama a la policía que mató a Romina´ y había otra chica llamada Cecilia, herida en una pierna. Uriel en casa me dijo que el Chino le había puesto el arma en el pecho y él le dijo ´Papa, no me mates´", contó un vecino llamado Antonio a C5N.

"Es un nene de 11 años, estaba en crisis. Fueron entre 15 y 16 tiros, una balacera. Él es policía retirado y portaba armas, no sé si le sacó el arma a ella", agregó.

Embed
En tanto, consultado por la relación de pareja de Romina y Diego dijo que estaban juntos hace unos tres años y "tenían una relación normal". "Hablando con amigos me dijeron que hace dos, tres noches habían estado cenando con ellos. El chico venía acá, trabajaba y tenía buena relación con los chicos de Romina que no eran sus hijos. También se llevaba bien con Vanesa y el marido que vivían atrás".

Por último, Antonio consideró que el accionar fue intencional ya que Loscalzo asesinó primero en una casa y luego en otra. "Una persona que hace terrible matanza y va a otro domicilio, la verdad es que tenía intención de matar a todos", concluyó.