Cyberterapia: Consultas psicológicas a través de Internet

*¿De qué se trata el tratamiento online?

Las nuevas tecnologías no paran de evolucionar. Y para sobrevivir, todo tiene que adaptarse al medio. Así es como surge la Cyberterapia psicológica. Un nuevo método para el tratamiento de pacientes a larga distancia y a través de una computadora.


 


Este nuevo método de psicología online se realiza por medio del chat, mail, mensajería instantánea, video conferencia, etc.


 


Todo surgió en Estados Unidos en el año ’96. De ahí el nuevo tratamiento se comenzó a expandir hacia Europa y, más recientemente a Latinoamérica, donde Brasil es el principal país donde se utiliza.


 


Existen muchos tipos de terapias psicológicas, pero más allá del tratamiento que use tu terapeuta, la cyberterapia funciona, en general, a través de cuatro etapas. En la primera el paciente envía


La especialista María Cristina García asegura que sirve para problemas del momento. "Como el estrés laboral, existencial, angustia, y sobre todo problemas relacionales”.

información –usualmente- por medio de formularios que identificarán el problema. En el segundo paso, el especialista se encargará de estudiar la información y después -el tercero- se arreglará el medio por el que se llevará a cabo el tratamiento. La última etapa es la de evaluación y seguimiento, que puede durar meses después de finalizada la terapia. El tiempo queda exclusivamente a criterio del psicólogo.


 


María Cristina García, la psicóloga que dirige el sitio Encuentros Psi -donde se realizan este tipo de consultas-, explica: “La ventaja fundamental es que todavía existen personas que no tienen acceso a un consultorio. Ya sea por movilidad, porque viven en centros urbanos muy chicos sin psicólogos, o porque prefieren no estar cara a cara”.


 


También comenta que ella tiene pacientes de la política “muy expuestos” que prefieren resguardo, entonces acuden a este tipo de consultas.


 


Es fundamental “el manejo del tiempo. Vos podés redactar un mail a cualquier hora” asevera la especialista y agrega: “La no presencia del terapeuta ayuda a que la gente se muestre más, además se va directo al grano, es mucho mas directo”.


 


Por otro lado, la vergüenza es un factor determinante. “Yo tengo cámara, pero hay muchas personas que no quieren tener una video-conferencia” simplemente porque no quieren tener ese contacto cara a cara con el psicólogo.


 


Pero este es el gran problema que plantean muchos especialistas. No se puede lograr establecer la relación de cercanía y confianza que se puede crear cuando un paciente se encuentra delante de un experto. Aunque según el psicólogo Roberto Sánchez, “en Internet pueden crear vínculos interpersonales muy satisfactorios. Por lo tanto, no hay razones de peso para suponer que sería inviable el establecimiento de una adecuada relación terapéutica en este marco”.


 


García dice: “Algo que se descubrió a través del uso y que fue muy relevante es la consulta a través del mail. Se descubrió que la palabra escrita tiene un efecto terapéutico que no tiene la palabra hablada”. La psicóloga dice que este método genera un proceso de reflexión donde el paciente logra descargarse y esto “ayuda mucho”.


Enrique Castro, psicólogo, explica: “El psicoanálisis por Internet no existe. Ya que en el propio mecanismo del psicoanálisis se requiere la presencia real del analista”.

 


Pero no todo puede ser tratado a través de la red. La psicóloga comenta que hay patologías que no se pueden atender. Más que nada “el rubro de adicciones, o patologías mas severas como


psicosis por ejemplo, donde el paciente necesita un estudio personalizado”.


 


“La cyberterapia ayuda más que nada a personas con problemas del momento en el que se vive. Como el estrés laboral, existencial, angustia, y sobre todo problemas relacionales” asegura.


 


Según Sánchez, la cyberterapia se puede realizar sin ningún tipo de inconvenientes. Pero también concuerda en que hay enfermedades que no pueden resolverse a través de Internet. Además agrega que “el ciberespacio resulta el lugar ideal para que terapeuta y paciente no mantengan otro tipo de relación mas que la propia del proceso terapéutico que llevan adelante”.


 


También hay que tener en cuenta que Sánchez explica que la cyberterapia no se recomienda “para cualquier paciente, ni para cualquier trastorno, ni para cualquier terapeuta”.


 


Por otra parte, especialistas que están en contra del método aseguran que es posible que funcione como una terapia de autoayuda, pero no como un método terapéutico porque no se llega a formalizar la alianza terapéutica entre el paciente y el especialista.


 


Enrique Castro, psicólogo y director del Nuevo Centro, asevera que “el psicoanálisis por Internet no existe. Ya que en el propio mecanismo del psicoanálisis se requiere la presencia real del analista”. Pero no descarta que a través de otros tratamientos pueda funcionar.


 


Mientras que la tecnología avanza, todos los aspectos de la sociedad se van uniendo y adaptando al nuevo medio en evolución, en este caso Internet. Esta vez le tocó a la psicología con la nueva cyberterapia. Algunos están a favor y otros en contra, la realidad es que llegó y parece haberse instalado. Terapia por mail.

Dejá tu comentario