Teletrabajadores: con más tiempo y más ingresos

Economía

Cada vez son más las personas que prefieren trabajar sin salir de sus casas porque eso les permite administrar su propio tiempo y trabajar por objetivos que por horario. ¿Cuáles son sus ventajas y desventajas?

Cada vez son más los trabajadores que descubren en el teletrabajo una "excelente alternativa para generar nuevos ingresos" sin salir de sus casas trabajando para empresas nacionales o de distintas partes del mundo.

La tendencia indica que el teletrabajador se termina convirtiendo en algo parecido a un freelancer, o trabajador autónomo, dado que pasa a administrar su propio tiempo y a trabajar más por objetivos que por horarios, pone en juego su disciplina a la hora de organizar su rutina y tiene la posibilidad no sólo de disfrutar más de su tiempo personal con amistades y familia, sino también de tener un trabajo paralelo a través de las posibilidades que brinda la oferta de trabajo en la nube.

Sebastián Siseles, director regional para América Latina de Freelancer.com "esta realidad es ventajosa para hombres y mujeres pues permite compatibilizar mejor su vida laboral y personal".

"En el caso de las mujeres es estupendo ya que al trabajar por objetivo, este balance se optimiza. Y en vez de correr de un lado para otro, la mujer que teletrabaja o se convierte en freelancer puede despertarse a la mañana, llevar a los niños al colegio y regresar a casa a trabajar; salir a una cena romántica un día de semana y poder cumplir con los horarios, sin la presión de un jefe que nos pide ese día que nos quedemos un par de horas extras", explicó.

Siseles resaltó que el principal mérito del teletrabajo es que "uno acomoda el trabajo a su propio
esquema personal y familiar. Ya no se trabaja por horario, sino por objetivo. Y esto implica un gran beneficio para el balance personal-profesional de cada uno".

"Sea uno empleado que trabaja desde casa o freelancer, uno puede abrir el abanico de posibilidades e ingresos, y encontrar trabajos extras en la web", consideró.

Las ventajas, según Siseles:

  • Se paga por hora trabajada: Trabajar desde temprano y quedarse hasta tarde no resulta un problema cuando viene reflejado en las ganancias.
  • Independencia: Muchas veces, el trabajo autónomo implica trabajar desde casa pero incluso in-situ, la exigencia es menor, en comparación con los empleados.
  • Hacer la parte emocionante del trabajo y luego irse a casa: En general, se trabaja en un proyecto, cuando este se termina uno puede irse a casa. No tiene que quedarse haciendo tareas de mantenimiento.
  • Posibilidad de ganar más dinero: Todo el mundo sabe que en empleos de tiempo completo, el trabajo duro no siempre es recompensado. En cambio, para el freelancer, el dinero que se gana es directamente proporcional al tiempo trabajado.
  • Adquirir habilidades rápidamente: La exposición a una amplia variedad de proyectos y entornos de trabajo acelerará el desarrollo de sus habilidades. Y conocer a una gran cantidad de gente, ayuda a acrecentar sus contactos.

Las desventajas, según Sonia Boiarov, licenciada en Relaciones del Trabajo e investigadora de temas vinculados al teletrabajo, que fue publicado en el sitio de la Fundación Caminando Utopías:

  • Aislamiento: el personal que se desliga de la organización informal de la empresa, puede dejar de compartir el sentimiento de pertenencia a la misma. 
  • Toma de decisiones: ante las dudas que le aparezcan en el trabajo, ya que no tendrá un jefe o compañero a quien preguntar.
    Conocimientos técnicos: No podrá contar con apoyo a usuarios prestado comúnmente por las áreas de sistemas de las organizaciones, por lo que tendrá que incorporar nuevos conocimientos.
  • Aumento de algunos gastos para el trabajador: El teletrabajador, en algunos casos, deberá absorver mayores costos por mantenimiento de equipos, conectividad y servicios de electricidad (sobre todos si el individuo vive solo y trabajar en su casa le insume más horas de consumo)
  • Invasión de la vida privada del trabajador: Si el trabajador esta en su casa, el empleador podría exigir que funcione como oficina para atender clientes o ingresar para controlar el trabajo.
  • Menor salario: Ante la reducción de costos de traslado, de comidas, de vestimenta es probable que se proponga una reducción en el salario o en tickets. Esto pondría en inferioridad de condiciones a quien trabaje en su casa.

Este viernes, el ministerio de Trabajo estableció que los trabajadores que se encuentran en situación de "reserva de puesto" podrán optar por hacer uso de la modalidad de teletrabajo para continuar con sus prestaciones laborales en caso de no estar en condiciones de realizar tareas que cumplían anteriormente.

Hoy, existe un gran número de personas en situación de "reserva de puesto" por enfermedades de largo tratamiento o accidente. Mediante esta resolución, tanto el trabajador como el empleador pueden, de manera voluntaria y consensuada, implementar la modalidad de teletrabajo sin disminución de la remuneración acordada en el inicio de la relación laboral.

La resolución, además, prevé otras acciones para el acceso de la población en situación de reserva de puesto a fin de promover el sostenimiento del empleo ofreciendo: mano de obra y financiamiento de insumos y herramientas para la readecuación del puesto de trabajo; certificados de crédito fiscal por los gastos efectuados en los cursos necesarios para la formación profesional o para el desempeño en teletrabajo; participación del trabajador y de la empresa en acciones de entrenamiento para el trabajo, cuando deba ser destinado a nuevas tareas en su puesto de trabajo; participación del trabajador en acciones de formación profesional y en acciones de teletrabajo para la empresa y el trabajador.

 
Mariana Leiva

Temas

Dejá tu comentario