-

-

Arequito: las pruebas de ADN confirmaron que un hombre violó y embarazó 4 veces a su hija

04 de noviembre de 2020

Hugo Victor Aguirre está en detenido desde enero pasado acusado de violar y abusar de su hija durante 23 años.

En las últimas horas, el fiscal que entiende en la causa, Juan Pablo Baños, recibió los resultados de las pruebas y confirmó la paternidad de Aguirre “en un 99,9 por ciento”.

Y agregó: "Estamos esperando otros estudios, que se han solicitados y otras pericias y entrevistas presenciales que fueron suspendidas por la pandemia. Serán principalmente a personas de la localidad de Arequito, teniendo en cuenta que los hechos que se registraron por más de 20 años", agregó el fiscal.

Natalí Aguirre tenía 9 años cuando su papá abusó por primera vez de ella y tuvo cuatro hijos en menos de 10 años. Recién a principio de este año pudo romper con el calvario del que era víctima después de 23 años, cuando logró realizar la denuncia ante la justicia y en los medios.

La joven contó que la primera vez que descubrió que estaba embarazada, tenía tan sólo 13 y su mamá la llevó a un hospital de la zona porque estaba con mareos y vómitos, y el diagnóstico las sorprendió a ambas. De ese primer embarazo nació una nena, que ahora tiene 19 años. Dos años después llegó el varón, de 17, y finalmente el menor, de 11 años.

En todos los embarazos su papá la obligó a mentir y a culpar a un trabajador de la zona. “Si te llenás de hijos, ningún pibe te va a querer”, le decía Aguirre a su hija, según el propio testimonio de la víctima.

Pero el horror no terminó, ya que Natalí nunca recibió el apoyo ni de su familia ni de sus hermanas. Una vez que el caso cobró trascendencia y la Justicia empezó a investigar, las jóvenes sostuvieron ante los medios locales que ella "era una mentirosa" y que había accedido a que su propio padre la viole de “común acuerdo”.

“Cuando se hagan los ADN vamos a ver”, desafiaron en las puertas de los tribunales de Casilda. Finalmente, las pruebas comprobaron que el dramático testimonio de Natalí era real.

Hugo Victor Aguirre está imputado por los delitos de abuso con acceso carnal agravado por ascendencia, promoción de la corrupción de menores, amenazas y tenencia ilegal de arma de uso civil. De ser condenado, el albañil podría enfrentar una pena de 35 años de cárcel.

“Yo no viví la vida que quería vivir”, remarcó la víctima, quien desde que se inició el proceso recibe contención psicológica, al igual que sus hijos.

Temas