Seguirá el paro y mañana tampoco habrá subtes

Política

Los metrodelegados plantean que el conflicto continuará hasta que la Ciudad "se haga cargo" del servicio. Consideran que de otro modo cualquier arreglo salarial no sería legal.

El paro del subte continúa en pie y entrará, mañana, en su sexto día, según resolvieron este miércoles los metrodelegados, luego de que rechazaran la propuesta de aumento salarial realizada por Metrovías. Se estima que el gobierno de la Ciudad seguiría otorgando los micros escolares como alternativa para el regreso.

El vocero de los metrodelegados, Enrique Rossito, sostuvo que el conflicto gremial continuará hasta que el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, haga efectiva la administración del subte. Explicó que ello es necesario porque si llegaran a un acuerdo paritario con la concesionaria Metrovías no sería legal si no hay una oficina de gobierno que la homologue.

"Las alternativas no tienen valor de propuesta formal", arguyó, entonces, Rossito, quien señaló que durante estos cinco días de paro estuvieron recorriendo las líneas para dialogar con los trabajadores.

El encargado de prensa del sindicato aclaró que esa falta de "formalidad" es porque "aunque la empresa quiera otorgar alguna suma, esto no tiene un marco legal que lo avale" y opinó que es la Ciudad quien debe hacerse cargo de la administración y control del servicio.

"Todos los caminos finalizan en el traspaso del subte de la Nación a la ciudad, para poder homologar el acuerdo", planteó el metrodelegado, quien señaló: "nuestro sindicato entiende que le corresponden a la ciudad, a partir del acta que firmaron, el tarifazo, pero además por la ley que se votó en el Congreso. No entendemos cuánto más hace falta para entender que son propiedad de la ciudad".

Por otra parte, y respecto al temor de que por falta de mantenimiento e inversión se pudiera provocar un accidente trágico, Rossito dijo: "La empresa ha tenido que reconocer al quitar 20 trenes de circulación, que hoy ya son entre 25 y 28, porque no están en condiciones de salir por falta de normas mínimas de seguridad".

Pero le garantizó a los usuarios que "los trenes que estén en condiciones, no van a salir" porque no están dispuestos a arriesgar vidas. "No vamos a arriesgar nuestros puestos, ni nuestra libertad, para que Metrovías tenga ganancias", expresó en diálogo con C5N.

Con todo, Rossito concluyó en que "la solución pasa por el poder político de hacerse cargo del subterráneo, destrabar el conflicto paritario y llevar adelante las negociaciones para requerir ampliación de subsidio, lo que necesite. Pero creo que estamos frente a un conflicto de cinco días que necesita una solución urgente, que no se dilate más".

Temas

Dejá tu comentario