Día del chocolate: cinco datos curiosos para disfrutarlo

Sociedad

El chocolate es una de las golosinas preferidas por el público local, y también es el sabor predilecto e ingrediente infaltable en la cocina. Y hoy es su día.

Este martes se festeja el Día del Chocolate, que es a la vez golosina, sabor e ingrediente. Como materia prima es cada vez más preciada y como tentación es infalibe, pero, ¿cuánto sabemos del hijo del cacao?

Cinco datos curiosos sobre el chocolate:

  1. Argentina es el mayor fan del chocolate en Latinoamérica: cada año se consume un promedio de 3 kilos por persona. En otros países, como Suiza, se comen 9 kilos per cápita al año; luego Alemania, con 7,9 kilos; Reino Unido, con 7,5 kilos; Suecia, con 5,4 kilos, y Australia, con 4,9 kilos.

    Lo curioso del caso argentino es que el cacao siempre debe importarse porque el clima no permite su producción local. Perú, Bolivia, Ecuador, Venezuela, Colombia y Brasil son algunos de los países latinoamericanos que lo exportan, y aún así nosotros consumimos más que ellos.


  2. De más está decir que el paso de un helado de chocolate a una taza de submarino depende de la estacionalidad, es decir, de la época del año.

    "Históricamente, el favorito era el bombón de dulce de leche, pero hoy cobran mucha importancia los de bebidas y vinos. También los mix frutales son muy elegidos. Notamos que el consumidor busca constantemente estas novedades y permite que los sorprendamos", comentó Rodrigo Bauni, chocolatier de PUROCACAO.


  3. El chocolate es bueno para la salud porque activa la producción de endorfinas, dando sensación de bienestar y felicidad. Además, los que tienen mayor porcentaje de cacao contienen más antioxidantes. Según diversas investigaciones realizadas, es beneficioso para el organismo y mejora la circulación.

    "Cada vez se comprende mejor que el cacao es una semilla vegetal y no una golosina: hoy se utiliza muchísimo como snack, de una forma más saludable. Además, es considerado uno de los superalimentos, siempre que se trate de cacaos y chocolates con bajo contenido de azúcar o sin azúcar, que contengan la grasa propia del cacao. Otra de las características de los cacaos con más de 70% es que sacian más fácilmente, lo cual nos invita a consumir menores cantidades", explicó Bauni.


  4. El universo sensorial del chocolate es tan amplio que se puede hacer una cata para aprender a degustarlo. Para eso Bauni recomienda que la barra se encuentre entre los 18° y 23° grados. Visualmente, debemos identificar que sea brillante, y también distinguir las combinaciones de marrón, rojo y negro que caracterizan a cada cacao.

    Una mayor oscuridad no siempre es sinónimo de mayor contenido de cacao. En ciertos tipos de chocolates la tonalidad puede darse mediante procesos de alcalinización al que suelen someter a los cacaos ordinarios para bajar su acidez y de esta forma normalizar el sabor resultante.

    El aroma debe ser agradable y, en boca, la primera sensación al gusto -y al retrogusto- debe ser profunda, de textura sedosa, pero no como talco o arena: "Se debe fundir completamente en la boca sin generar una sensación pastosa. Y nunca sentir un sobre tostado, su acidez debe ser elegante, frutal y floral: sus notas deben estar perfectamente balanceadas", subrayó el chocolatier.


  5. Se puede combinar o armonizar con bebidas alcohólicas. De hecho, Bauni es un experto en la elaboración de bombones rellenos con destilados y vinos, como las piezas con diferentes destilados y vinos de alta gama.

    "A la hora de crear, si hablamos de texturas aterciopeladas, pienso en algunos vinos que tienen esta misma textura, en un whisky, un ron o un oporto. Juego con esa información en mi cabeza y después lo convalido en el campo con ‘experimentos de laboratorio’, probando cómo pueden funcionar mejor, siempre queriendo encontrar la esencia que trae ese chocolate y esa bebida, y teniendo en cuenta qué quiso contar el enólogo o el destilador", señaló el chocolatier.


Dejá tu comentario