Mauro Fernandes
Mauro Fernandes
"Si el Club Llavallol cierra, varios chicos van a dejar de desarrollar un montón de actividades". Es lo primero que dice Eduardo Blanco, actor y uno de los protagonistas de la película Luna de Avellaneda, que se filmó en la institución bonaerense que está en crisis por los últimos aumentos a los servicios.
Eduardo Blanco fue uno de los protagonistas (interpretó el papel de Amadeo Grimberg) de Luna de Avellaneda, que hace 13 años se filmó en el Club Juventud Unida de Llavallol. "La película -comenta a minutouno.com- está en un lado de mi corazón. Es uno de los mejores recuerdos profesionales que tengo".

Luna 3.flv
Pero, a los pocos segundos el actor se centra en el delicado escenario económico que atraviesa el Club Llavallol, donde por primera vez en sus 81 años de historia las cuentas no cierran. ¿El motivo? Los aumentos a los servicios, sobre todo de luz, que aplicó el Gobierno modificaron la rutina de los 200 socios.

Embed
Como en Luna de Avellaneda, el club del Conurbano está en crisis, y los socios se unen para ganarle la pulseada a las abultadas cifras de las facturas. El riesgo es alto; "esperamos no tener que cerrar", advierten los directivos.

Luna 2.flv
"Si Llavallol cierra, hay varios chicos que no van a poder desarrollar un montón de actividades", dice Eduardo, que interpretó diversos papeles en más de una decena de películas. "Un club -agrega- es un lugar de reunión social y el vehículo para que varios chicos puedan cumplir sus sueños. El que va a jugar al básquet a Llavallol puede soñar un día con jugar profesionalmente hasta inclusive en la NBA".

"Luna de Avellaneda termina con una pregunta que como sociedad no supimos responder".
Pero no sólo centra su mirada en el Club Llavallol. Se muestra, además, preocupado porque -según su opinión- son varias las instituciones donde las cuentas no cierran. "En vez de que -propone- el Estado dé subsidios a algunas empresas, se debería usar ese dinero en las instituciones deportivas que producen un beneficio para la sociedad".

Eduardo Blanco Pelicula.flv
Después de unos segundos, el actor vuelve a hablar de Luna de Avellaneda y se focaliza en una escena. "La película termina con una pregunta que como sociedad no supimos responder. ¿Cómo se arma un club nuevo o un país? Como se ve, me agarrás en un momento muy escéptico", dice, y la entrevista termina.

Embed