Se trata de Gustavo Héctor Arribas. Son amigos íntimos y ocupa el inmueble del presidente desde mediados de febrero.
El edificio de Libertador y Cavia donde vivía Mauricio Macri antes de convertirse en presidente, ya tiene nuevo inquilino. Se trata de un amigo íntimo y jefe de inteligencia nacional, Gustavo Héctor Arribas.

Desde que Macri fue elegido presidente, el 22 de noviembre del año último, esa zona del barrio porteño de Palermo fue fuertemente vigilada por las fuerzas de seguridad.

Embed
"El Presidente y Arribas son amigos desde su juventud, y Macri no le iba a alquilar el departamento a cualquiera. Sus dos esposas son muy amigas también entre sí, y aun antes de las elecciones Macri le dijo a Arribas: «Vos tenés que venir a vivir acá cuando yo esté en Olivos»", aseguraron desde AFI.

El titular de la ex SIDE, escribano y de 57 años
, vivía hasta diciembre en San Pablo, Brasil, con amplias comodidades, y sólo venía a Buenos Aires por su actividad como representante de jugadores de fútbol, que ya delegó en un sobrino, y para ver a los familiares que viven en la Argentina. Por eso el departamento de más de 300 metros cuadrados de Macri le venía más que bien.

El valor del alquiler del cuarto piso a la calle del edificio de Avenida del Libertador y Cavia no se sabe. Aparentemente, Arribas lo habitaría sin contrato.

Embed
El presidente y el jefe actual de Inteligencia se hicieron amigos en su juventud. En loss años 80, cuando su equipo de fútbol realizó una gira de ex alumnos del Colegio Newman por los Estados Unidos, invitados por universidades de Boston. Por aquel entonces, al equipo le faltaba peso ofensivo.

Por eso, los amigos de Macri convocaron a tres invitados "extranjeros" que jugaban muy bien. Fue Pablo Clusellas, actual secretario legal y técnico, el que propuso traer a un compañero suyo de la Facultad de Derecho de la UBA que era un habilidoso delantero. Asi fue como llegó Arribas a la vida de Macri.